Pasar al contenido principal

Cinco razones por las que el Fiat Panda 4x4 es mejor idea que muchos SUV premium

Fiat Panda 4x4 (campo)
El Fiat Panda 4x4 es un coche pequeño pero matón en determinadas circunstancias que puede poner en ridículo a muchos SUV premium.

El Fiat Panda 4x4 es uno de esos coches que, por diferentes motivos, despiertan una simpatía especial entre muchos aficionados a las cuatro ruedas. ¿Por qué? En primer lugar, ten en cuenta que el modelo del que procede, el Fiat Panda, es por sí mismo emblemático (aquí tienes la historia del Fiat Panda).

Pero además existen numerosas razones que hacen que el Fiat Panda 4x4 (creado originariamente en el año 1983) sea una opción especialmente interesante y que incluso sea una mejor alternativa a muchos SUV premium del mercado. A priori puede sonar un poco a fanfarronada, pero es así. Aquí están nuestros argumentos a favor del Fiat:

Un 4x4 a un precio de derribo

Fiat Panda 4x4 (interior 2)

Uno de los mayores hándicap a la hora de adquirir un coche nuevo con tracción integral es que muchos de ellos son de gama alta, por lo que el coste total es muy elevado. No es el caso del pequeño italiano, disponible desde 17.849 euros. Actualmente, hay muy pocos vehículos por ese precio (Suzuki Ignis y Dacia Duster, entre ellos) que ofrezcan la versatibilidad de la tracción total. En el caso de los todocamino premium, simplemente apostar por modelos con tracción total puede suponer un sobreprecio de hasta 3.000 euros o incluso tener que adquirir una determinada motorización (generalmente más potente -y por tanto costosa-).

Mucho más ágil y económico en el día a día

Fiat Panda 4x4 (ciudad)

Si el espacio no es una necesidad vital para ti a diario, el Fiat Panda 4x4 es una opción mucho más razonable para tus desplazamientos habituales. Gracias a sus contenidas dimensiones (3.686x1.672x1.605 mm) es mucho más ágil a la hora moverte por la ciudad. Además, gracias a su pequeño motor de gasolina TwinAir de 85 CV su consumo (4,9 litros) se aleja mucho del que puede ofrecer un todocamino, más grande y pesado.

Un perfecto aliado en la nieve

Fiat Panda 4x4 (nieve)

Contrariamente a lo que piensan muchos, vehículos como el Fiat Panda pueden ser el perfecto aliado en carreteras nevadas. De hecho, no es raro ver pasar a un Fiat Panda 4x4 por sitios en los que han sucumbido algunos de los SUV más caros y pijos del mercado.

Varios son los motivos de su éxito: en primer lugar, su reducido peso (1.125 kg) es una ventaja en este caso, ya que ayuda a que el vehículo no se hunda más fácilmente en nieve profunda. Por otro lado, al ser más ligero, sus posibles inercias en caso de derrape, pérdida de control en descensos, etc. son menores que las que experimentan vehículos más grandes y pesados.

Los neumáticos, más estrechos, también juegan un papel importante. Cuanto más anchos, más peligrosos en firmes deslizantes, por lo que sus gomas comedidas son otro elemento que juegan a su favor.

Consejo: equipa un Fiat Panda 4x4 con neumáticos de invierno y quedarás sorprendido con los lugares por los que podrás pasar con él.

 

Igual de campero o incluso más

Fiat Panda 4x4

Tal y como ocurre en nieve, el Panda es más hábil en el campo que muchos todocamino premium que presumen de capacidad off-road. Es más maniobrable gracias a su menor tamaño. Además, nuevamente su menor peso le hace menos vulnerable en zonas críticas, como por ejemplo arenas profundas o lodazales. Además, sus ruedas y llantas, menos exageradas que las de la mayoría de los todocaminos, son menos susceptibles a daños y pinchazos inoportunos.

 

 

 Un coche diferente

Fiat Panda 4x4 (interior)

Al principio de este artículo te comentaba que el Fiat Panda 4x4 despierta especial simpatía, y seguramente sea porque desde sus orígenes se desmarcó del concepto tradicional de coche urbano. Tiene un diseño vistoso, es práctico en ciudad, pero además es un buen compañero de aventuras en el campo y en la nieve. Sí, sin duda, es un vehículo práctico con el que encima puedes pasar muy buenos momentos.

Y además

Nuestros mejores vídeos