386 km/h en menos de un kilómetro: ¡nuevo récord mundial!

Este Lamborghini Gallardo preparado por Underground Racing no corre, ¡vuela! Ha marcado un nuevo récord mundial en la 1/2 milla.

En EEUU la velocidad se vive de otra manera. Estamos muy acostumbrados a ver coches extremadamente modificados competir por ser los más rápidos en el cuarto de milla, en las conocidas como drag race. Estas carreras consisten en llegar antes que otro a la línea de meta, fácil, ¿verdad? Las carreras de la media milla son diferentes, pero la pasión por la velocidad es la misma: ¡este es el nuevo récord que te va a dejar alucinado!

Records de otro tiempo: A subasta el Abarth Monoposto da Record

Cuando pones en la pista un Lamborghini Gallardo Superleggera biturbo preparado por Underground Racing sabes que algo grande está a punto de pasar. Este récord de velocidad tuvo lugar en Pikes Peak Airstrip Attack, en Colorado Springs, EEUU. Es difícil calcular exactamente la potencia de estas bestias, pero se comenta que tiene más de 2.300 CV. ¡qué pasada!

Como puedes ver en el vídeo, aquí una aceleración brutal no es tan importante, es más crucial alcanzar una buena tracción constante, en cada marcha. Con semejante torrente de fuerza, no es de extrañar que haya que ser muy cauteloso con el pedal derecho para no derrapar como un poseso. 

Tras una buena salida, es espectacular ver cómo el coche se estremece a cada golpe de gas. En apenas 800 metros esta bestia consigue alcanzar los 386 km/h, o lo que es lo mismo: 240,64 millas por hora. Superando por primera vez la barrera de las 240 mph. El anterior récord tuvo lugar en Texas el año pasado, fijando una marca de 238,6 mph.

Underground Racing dominó esta competición gracias a coches como el Gallardo con su mítico kit de doble turbo. Es un coche muy utilizado en este tipo de eventos gracias a su tracción integral y a un motor fácilmente modificable. El mítico Nissan GT-R Alpha G preparado por AMS Performance también se encuentra en el garaje de Gidi, protagonista de este récord, y con el que pretende destrozar ahora el récord en el cuarto de milla. ¡Viva la velocidad!
 

Lecturas recomendadas