Pasar al contenido principal

Rolls-Royce Phantom 2018: ¡7 claves para conocer al lujo hecho coche!

No ha defraudado a nadie y solo por eso ya merecen un aplauso.

El Rolls-Royce Phantom 2018 ya se ha presentado y lo ha hecho mostrando al mundo cómo se debe actualizar un concepto sin caer en banalidades y en errores que una marca como Rolls-Royce, por otra parte, no puede permitirse. Se ha modernizado, sí, es un coche prácticamente nuevo, sí, pero mantiene por completo y sin un ápice de duda la imagen y lo que representa un Rolls-Royce Phantom. Es el coche más lujoso del planeta y lo seguirá siendo por muchos años más.

No te lo pierdas: 7 Rolls-Royce únicos para Abu Dhabi

 ¿Cómo han conseguido que el Rolls-Royce Phantom 2018 siga siendo tan atractivo? Pues con una serie de elementos clave que te voy a exponer a continuación y que consiguen lo que hacen un tiempo parecía complicado: mejorar lo prácticamente inmejorable.

 

Nueva arquitectura de aluminio

El Rolls-Royce Phantom 2018 -que estará entre las novedades del Salón de Detroit 2018- se asienta sobre una nueva plataforma desarrollada específicamente para este modelo y desde la marca dejan muy claro que no son partidarios de compartir plataforma con otros modelos del grupo, en un claro guiño a Bentley, uno de sus principales competidores por la supremacía del lujo británico. La nueva arquitectura está desarrollada completamente en aluminio y el objetivo ha sido mejorar el peso y conseguir una mayor rigidez que se traslade en un pisar todavía más noble y refinado: aquí el comportamiento dinámico no importa lo más mínimo. Es un 30% más ligera y la marca ya ha afirmado que esta nueva plataforma se ha preparado para ser utilizada en otros modelos de la marca, sí, también en el SUV, el Rolls-Royce Cullinan.

 

El Rolls-Royce Phantom 2018 en vídeo

 

Un motor excelso

El Rolls-Royce Phantom 2018 estrena un motor completamente nuevo: un V12 de 6.75 litros que produce 563 CV y, especialmente interesante, un brutal par de 900 Nm desde solo las 1.700 vueltas. Esto se consigue gracias a la pareja de turbos que sobrealimentan la mecánica. El objetivo es que el coche siempre tenga la fuerza suficiente bajo los kilos de la mejor piel, pero siempre entregados con refinamiento y finura. Este motor envía la fuerza a las ruedas traseras mediante una transmisión ZF de ocho velocidades y que es capaz de analizar el trayecto, con la ayuda del GPS, para seleccionar la marcha más apropiada en cada momento, por ejemplo cuando te acercas a una curva o a una bajada pronunciada.

 

Silencio, clave

En Rolls-Royce afirman que el nuevo Phantom es el coche más silencioso de la historia. Ahora bien, para conseguirlo no han tirado tanto de tecnología sino de material insonorizaste. Concretamente 130 kg para que en el interior del Phantom se escuche hasta el pedo de una mosca. Para ello se han utilizado cristales dobles de hasta 6 milímetros de grosor, nuevo material insonorizante en prácticamente todos los recovecos de la carrocería y una mecánica que es un 10% más silenciosa a 100 km/h que su antecesor. También impresionan los nuevos neumáticos desarrollados con el objetivo de reducir el ruido de rodadura en 9 decibelios, gracias a una capa de insonorizaste entre la cámara de aire y la goma. ¡Espectacular!

 

El Rolls más avanzado tecnológicamente

Con BMW detrás, no es de extrañar que la tecnología sea protagonista en el nuevo buque insignia de Rolls-Royce: el coche cuenta con un nuevo corazón electrónico que gestiona todos los elementos tecnológicos tanto de seguridad como de confort. Ente ellos destacan las cuatro cámaras que permiten una vista global del coche, asistente de visión nocturna, sistema de alerta de cambio involuntario de carril, un head-up display que es el más grande del mercado por resolución o la nueva pantalla central de 12,3 pulgadas y que ocupa un lugar destacado en la consola central.

 

Un diseño contemporaneo

 

 

Si lo miras de lado, el Rolls-Royce Phantom 2018 apenas cambia respecto al anterior modelo: a grandes líneas se ha buscado mantener la elegancia máxima y esa sensación de coche gigantesco que intimida por su tamaño. No obstante, los cambios son totales y además de los nuevos acabados en carrocería que le dan un aire más moderno y de calidad, el coche destaca por los nuevos faros y pilotos, con tecnología full led, que se adaptan a la perfección con las claves de diseño básicas de este mastodonte, como por ejemplo el portón trasero con caída pronunciada o la enorme parrilla frontal.

 

Máxima personalización

El Rolls-Royce Phantom 2018 será uno de los coches con un mayor nivel de personalización de la historia. El lujo es poder sentir lo que quieras en cada pequeño detalle y aquí, los artesanos de la marca son especialistas en hacer realidad las peticiones de sus clientes, por muy locas que sean. En los Rolls-Royce Phantom más especiales de la anterior generación ya pudimos ver una muestra de lo que son capaces, no tengo duda que con el nuevo también veremos ejemplares de lo más extraordinarios.

 

Una obra de arte sobre ruedas

En Rolls-Royce saben que sus clientes quieren lo mejor y muchos de ellos son coleccionistas de arte. Con el objetivo de que se sientan como en casa, Rolls-Royce ofrece en su nuevo Phantom un concepto innovador bautizado como “The Gallery”. El objetivo no es otro que decorar el habitáculo del coche con auténticas obras de arte, ya sean de ebanistería, de pintura o jugando con texturas y materiales. “En el siglo XVIII, las miniaturas estaban muy de moda y eran artículos de gran valor, auténticas obras de arte en las que sus propietarios podían llevar imágenes de sus seres queridos cuando iban de viaje. Me enamoró esa idea de llevar el arte de viaje a cualquier parte, y decidí hacer algo al respecto», comenta Giles Taylor, director de diseño de Rolls-Royce. «Ahora, nuestros clientes podrán hacer eso mismo.»

En definitiva, el Rolls-Royce Phantom 2018 se reinventa pero manteniendo su obsesión por el lujo máximo: con el último Rolls-Royce Phantom VII echamos una lagrimilla, hoy toca celebrarlo. Un ejemplo para todas las marcas del mundo sobre cómo modernizar un coche mítico. No me cabe duda que este mastodonte seguirá estando en la lista de los coches más lujosos del mundo durante mucho, mucho tiempo. ¡Bravo!

 

Lecturas recomendadas