Los mejores vehículos para acudir a la nieve 'like a boss'

La nieve y los coches no se llevan muy bien, pero te aseguro que con cualquiera de estos ejemplos, el blanco elemento no será un problema para ti.

Hay coches mejores y peores para circular por la nieve. Pero hay algunas pautas que hacen a un coche más adecuado que otro para no perder tracción sobre una carretera nevada: un tracción integral es mejor que un tracción delantera, pero a su vez un delantera es mejor que un tracción trasera. Las ruedas, cuanto más finas mejor, el peso es también fundamental, etc. No obstante, el ser humano es capaz de convertir máquinas a priori horribles para la nieve en auténticos ‘snow-proof’.

Hoy te dejo los diez más alucinantes y ya te adelanto que te vas a llevar más de una sorpresa: desde la espectacular Ford F-150 con ruedas cambiadas por orugas de Ken Block, capaz de pasar por metros y metros de nieve, hasta algún superdeportivo que en tu vida pensarías que podría pisar la nieve sin quedarse tirado en la cuneta. ¡Empezamos!

RaptorTRAX by ‘Ken Block’

Brutal, sin más. Este artefacto, concebido por Ken Block y realizado en el Special Vehicle Concepts en California, se basa en la Ford F-150 y se ha convertido en el vehículo perfecto para ir a esquiar…sin necesidad de telesillas. Cuenta con cuatro orugas triangulares en lugar de las ruedas originales, para conseguir un nivel de tracción similar al de un tanque Leopard.

Bajo el capó, potencia de sobra: el V8 de 6,2 litros se ha modificado hasta los 650 CV para que pueda mover con alegría las pesadas orugas. En el exterior se ha dispuesto un espacio para guardar las tablas de snowboard o los esquís, mientras que en la parte superior la baca asegura un correcto espacio de carga para tus aventuras en la nieve. ¿El vehículo definitivo para ir a esquiar? Probablemente, sí.

Rebellion R2K

¿Un LMP1 para ir por la nieve? ¿En serio? El esquiador y ‘gumballer’, Jon Olson, decidió cambiar su Lamborghini Murciélago SV por este Rebellion para ir a practicar el deporte con el que se gana la vida. El conjunto es bestial: un diseño absolutamente espectacular, un motor V10 tomado directamente del Audi R8 y potenciado hasta los 600 CV y apenas 1.000 kg de peso. Solamente esto último hace que sea viable circular con él por la nieve, pero parece que con unos neumáticos adecuados, serás capaz de ser el centro de todas las miradas en la estación invernal.

Peugeot 2008DKR16

No lo hemos visto todavía en la nieve pero estoy seguro que la nueva bestia con la que Peterhansel ha ganado su duodécimo Dakar sería perfecto para llegar ‘like a boss’ al parking de Baqueira en medio de una intensa nevada. Aunque es posible que por el camino, se diese alguna excursión y terminase en el tejado de algún coqueto hotel pensando que se trata de alguna colina empinada en su aventura sudamericana.

Lamborghini Nitro

Antes que Ferruccio Lamborghini pusiese las cosas muy difíciles a su rival Enzo Ferrari, este hombre de negocios se hico millonario gracias a sus tractores, que han llegado hasta nuestros días convertidos en auténticos objetos de deseo para los agricultores que necesitan potencia e imagen. Estoy seguro que esta bestia, con un motor diésel que genera casi 500 Nm de par y con esas enormes ruedas podrá superar cualquier obstáculo que la nieve genere en su camino. ¿Lo malo? Que no podrás llevar ni pasajeros ni equipajes…¿o montamos detrás un remolque cubierto y calefactado?

Icon Bronco

Este fabricante artesanal californiano ha creado un todo terreno de verdad, con estética retro y un arsenal de tecnología para que sea el mejor fuera de la pista. Los más de 100.000 euros que cuesta (hay que tener en cuenta su construcción completamente artesanal y sus acabados de lujo en el interior) te pueden echar para atrás, pero estoy seguro que pocos coches pueden ser más eficaces sobre la nieve y sobre casi cualquier circunstancia lejos del asfalto.

Twisted Defender V8

Imagina todo lo bueno que tiene el Land Rover Defender. Ahora a todo eso súmale un interior artesanal con materiales exquisitos fabricados a mano, un gigantesco motor V8 de 6,2 litros, más de 500 CV y par suficiente para poder arrastrar el Camp Nou y una nueva puesta a punto con suspensiones más firmes y eficaces. El precio aquí es lo de menos, aquí lo importante es ser el más eficaz sobre la nieve y este Defender brutal tiene todas las papeletas para conseguir la victoria.

Mercedes G 63 AMG 6x6

¡No podía faltar! Y lo sabéis. El Mercedes G 63 AMG 6x6 es el vehículo off-road salvaje definitivo. Sus seis ruedas, su motor V8 de 540 CV y esa imagen poderosa hacen que lo desees con todas tus fuerzas. Realmente, no estoy seguro que sobre la nieve sea particularmente eficaz, yo lo veo más saltando dunas, pero da igual, con todo su arsenal enfocado a no perder tracción debemos darle un voto de confianza.

Ghe-O Rescue

Vale, pasa un poco lo mismo que con el anterior candidato: no estoy nada seguro que sea genial para ir por la nieve, pero mola tanto que habría que darle un voto de confianza. Se trata de un vehículo concebido tanto para rescatar personas atrapadas en medio de un paraje de difícil acceso como para apagar un incendio. Sus ruedas se pueden hinchar y es capaz de circular sobre el agua. ¿WTF?

Dartz Prombron

Protagonista en la tele gracias a apariciones estelares en Fast and Furious o en ‘El Dictador’, este SUV blindado y con aspecto de ‘malote’ es un coche que probablemente se encontraría más agosto en una crisis zombie apocalíptica que en una tormenta de nieve normal y corriente. Aún así, debe formar parte de esta lista.

Avtoros Shaman

Avtoros Shaman
Avtoros Shaman

Esta locura ‘Made in Rusia’ conseguirá que las típicas colas para llegar hasta el parking de la estación de esquí en medio de una tormenta de nieve desaparezcan bajo sus ocho gigantescas ruedas. Sí, has leído bien: ¡ocho ruedas! No sabemos cuánto pesa este monstruo, pero es posible que su motor diésel de tres litros y 180 CV se quede algo corto. Aún con todo, por su imagen y por sus ruedas, debe estar en esta lista.

Aerosan Sever-2

Y este probablemente sea el más alucinante de todos. Nacido en 1959, este aerodeslizador basado en el GAZ M-20 destacaba por un alucinante propulsor/ventilador en la parte trasera encargado de mover a este artefacto por la nieve a toda velocidad. La mayoría de estos vehículos nacieron en Rusia con una clara vocación militar: en plena Guerra Fría, el traslado de medios y tropas en el crudo invierno era crucial y este artefacto cumplica con creces recorriendo grandes distancias de la fría y nevada planicie sin problemas. ¿No te encantaría darte un paseo con este Aerosan Sever-2?

Ahora toca elegir, yo lo tengo bastante claro: soy un clásico y para mi un buen todo terreno inglés con aspecto de caja de cerillas y ocho cilindros moviéndose bajo el capó es un cóctel demasiado apetecible como para mirar hacia cualquier otro lado. ¿Tu también lo tienes tan claro?

Esto también te puede interesar:

Vídeo: por qué necesitas un Audi RS4 para pasarlo bien en la nieve

Audi SQ7: un SUV diésel de 440 CV

¿Un SUV de Ferrari? "Antes me pego un tiro"

El Bentley Bentayga pisa la nieve por primera vez

El Maserati Levante ya está aquí

Lecturas recomendadas