Pasar al contenido principal

Corvette 2019: tendrá motor central

Lleva tiempo gestándose, pero cada vez queda menos para que veamos el primer Chevrolet Corvette con motor central de la historia.

Imagen de perfil de Álex Morán

Que el Chevrolet Corvette se pase al motor central es un hito, puesto que supone un cambio radical para el deportivo americano desde que fuera concebido allá por 1953. La marca no ha dicho ni una palabra sobre el modelo, que de manera oficial ni siquiera existe, pero lo está probando a fondo, dando la oportunidad a los fotógrafos para que lo capturen y que saquen a la luz fotografías espía que no hacen más que ponernos los dientes largos.

VÍDEO: Este Corvette C6 eléctrico logra un récord mundial

No es la primera tanda de imágenes que ronda por internet, pero si es la más clarificadora ya que el Vette tiene menos camuflaje del habitual, lo que facilita apreciar muchos de sus detalles. Lo primero, salta a la vista, es el cambio general de su estructura y proporciones. El afilado morro y los grupos ópticos sobre los pasos de rueda delanteros siguen ahí, pero el capó es más corto de lo que estamos acostumbrados, el parabrisas asciende de una manera más brusca y la caída del techo se alarga mucho, acabando en una zaga bastante más elevada.

Así se pone en órbita un Corvette de 4.000 CV

Otros detalles que ven son los retrovisores, que dejan de estar unidos a las puertas para partir directamente de los pilares A. El techo es sólido, pero se espera que la marca ofrezca de manera opcional uno panorámico de cristal y uno desmontable. En alguna captura las puertas están abiertas pero cuesta distinguir nada del habitáculo. También se intuye una superficie de cristal en la zaga, que debería dejar al aire el motor, supuestamente un bloque V8 que rondará los 500 CV de potencia. Este mandaría toda su fuerza al eje trasero a través de una caja de cambios automática de doble embrague y siete velocidades.

El Corvette 2019 o C8, se está desarrollando bajo el nombre en código de ZERV, y todo apunta a que su presentación mundial tendrá lugar el próximo enero en el Salón del Automóvil de Detroit 2018. Su producción debería comenzar el año que viene o, como muy tarde, a principios de 2019. También se especula con la llegada más tarde de una variante híbrida que respondería a la denominación de Corvette E-Ray.

Lecturas recomendadas