Los siete rivales a los que debe ganar el Aston Martin DB11

El nuevo Aston Martin DB11 es impresionante y el mismo James Bond ya tiene reservado uno, pero antes de ser el rey debe enfrentarse a siete duros rivales.

El Aston Martin DB11 es muy bueno, quizás el mejor de los últimos años de la marca británica. Es el relevo natural del DB9, el GT británico vigente desde 2003. Pero sus similitudes empiezan y acaban en esta entrega del testigo ya que el DB11 es un automóvil totalmente renovado. Según nuestros cálculos es el primer Aston Martin desde el ‘viejo’ Vanquish que no utiliza la plataforma V/H. Les ha ido muy bien durante los últimos años, pero los tiempos cambian…

Lo mismo ocurre con el famoso motor V12 de 6,0 litros usado durante décadas, pero que ahora se va hasta los 600 CV y que pierde 800 cc hasta quedarse en 5,2 litros, con un nuevo doble turbo. 0 a 100 km/h en 3,9 segundos, 320 km/h de velocidad máxima... También tiene distribución variable, stop/start, desactivación de cilindros para reducir las emisiones (está de moda en los coches de lujo: el Porsche Panamera 2016 también lo hace en su V8) y mejorar el consumo. No es impecable, pero el Aston Martin DB11 es muy, muy bueno.

La caja de cambios, uno de los puntos flacos de algunos Aston Martin, es una ZF de ocho velocidades bastante satisfactoria, pese a no llegar al nivel excelso de las de doble embrague. Pero es suficientemente efectiva incluso para una conducción deportiva tanto si la manejamos desde las levas como si nos entregamos a su modo automático.

También, es el primer Aston Martin en disfrutar de la presencia del nuevo número 1 en el departamento de Ingeniería (y anterior gurú del ‘handling’ en Lotus) Matt Becker, sino porque monta suspensión adaptativa y una nueva dirección eléctrica que en Aston insisten en que será la mejor de su clase.

Eso sí, se enfrenta a una competencia muy dura, rivales que no están dispuestos a dejarle espacio en el garaje de ningún afortunado millonario. En la galería que tienes arriba, el Aston Martin DB11 de los 180.000 euros se enfrenta a siete duros rivales. ¿Podrá con ellos?

Lecturas recomendadas