Pasar al contenido principal

Opinión: Los Mazda de seis cilindros... ¿contra los 6L de BMW?

Mazda RX-Vision Concept
El precio y el rendimiento son las claves para triunfar.

Reconozco que el anuncio de los nuevos motores de seis cilindros de Mazda me ha sentado como si de una mañana del día de Navidad se tratase; aunque todavía no se sepa si van a llegar o no a estar entre los coches nuevos a la venta en Europa. El hecho de que un fabricante como Mazda que, si bien no vende en masa, sí que puede considerarse popular por los precios de sus coches, apueste por la fabricación de este tipo de mecánicas es digno de aplaudir.

Sin embargo, que Mazda vaya a fabricar motores de seis cilindros en línea hace que automáticamente lo enfrentemos a uno de los grandes especialistas en estos propulsores: BMW. Durante los últimos años, la marca japonesa ha querido jugar a situarse en un limbo en el que se encuentra, por ejemplo, Volkswagen. Entre las marcas del pueblo y las premium. Pero esto significa plantarse de lleno en el patio de los mayores.

Sobre todo porque con lo que se ha jugado hasta ahora ha sido con unos ajustes y una calidad de materiales superior a la media; sin llegar, eso sí, a la exhibida por el trío alemán (salvo deshonrosas excepciones para algún modelo de cuyo nombre no quiero acordarme). No obstante, ¿jugar en la liga de los motores? ¿Se han fumado algo raro en Hiroshima? Es demasiado atrevido... o eso parece.

Una marca que experimenta y se atreve

nuevo mx5 transfagarasan rumania test descapotable RF Roadster Soft Top

Aun así, huelga decir que en temas de innovación mecánica Mazda sigue su propio camino, lo cual les hace sacar pecho y estar muy bien conceptuada socialmente. Crítica totalmente merecida por decisiones como huir del downsizing cuando todos los fabricantes apostaban por él. El tiempo es sabio, y les ha dado la razón; se pueden hacer motores relativamente grandes y que consuman poco. Incluso sin meter un turbo en la ecuación.

Además, el Skyactiv-X es una tecnología revolucionaria. En esencia, se trata de un bloque de gasolina que promete el consumo de combustible de un diésel. Lo hace gracias a un sistema de micro híbridación, lo que no es tan novedoso; y a un encendido del motor por compresión… en un motor de gasolina, algo que sí que nos llama un poco más la atención. Es decir, se trata de una marca sin complejos, que no sigue al rebaño y que cree en sus propias ideas. Olé por los japos.

Mazda seis cilindros… ¿versus BMW?

Mazda CX-5

Dicho esto. ¿Contra qué coches competirán los Mazda de seis cilindros? Estos motores aterrizarán en la oferta de la marca nipona, en un principio, en el Mazda 6 y en algunos de los SUV. Es decir, coches grandes. Cojamos el BMW Serie 3 como rival natural del Mazda 6. Nos estaríamos yendo ya al 330d, con 265 CV, o al deportivo M340i, con unos brutales 374 CV y tracción a las cuatro ruedas.

Si nos metemos ya en los SUV, comparemos al Mazda CX-5 con el BMW X3, pues el X1 ahora mismo no tiene motores 6L. De nuevo lo mismo: xDrive30d con 265 CV y después de eso nos metemos ya en la gama M con tropecientos CV. Para Mazda esto puede suponer meterse en un berenjenal, o una oportunidad de mercado bastante importante, según se mire. Depende de varias razones.

El presupuesto de Mazda está a años luz del de BMW, así que en este sentido parece una locura meterse a competir en contra de sus motores de seis cilindros, que además son venerados por muchos fans. Además, la potencia de las mecánicas 6L de los bávaros es brutal, y consiguen unas prestaciones de escándalo con un consumo muy contenido después de un perfeccionamiento que les ha llevado años.

Por otro lado, Mazda ya ha demostrado que es más que eficaz exprimiendo la eficiencia de los motores. Y quizá no consiga la brutalidad de CV con los que cuenta la gama de BMW, pero lo que se supone que está claro es que los motores 6L de Mazda conseguirán toda la fiabilidad y el refinamiento asociado a estas mecánicas, y un rendimiento notablemente superior a los de cuatro cilindros… con un precio que podría hacer tragar saliva a los de BMW.

Una alternativa real, pero no en Europa

Mazda Vision Coupé Concept

El hecho de que todavía no se sepa si los motores Mazda de seis cilindros vayan a llegar al viejo continente es bastante esclarecedor. En mi opinión, dudo horrores que lleguen, ya que aquí hay demasiada marquitis. Por lo general, aquel que se va a gastar una cantidad respetable de dinero en una berlina o en un SUV, cruza las puertas de un concesionario de Mercedes, BMW o Audi. Y no nos engañemos, los Mazda de seis cilindros serán más baratos que los BMW, pero no tendrán un precio popular.

Al otro lado del charco, las ventas de asiáticos de lujo o semi lujo son mucho mayores. Así, se pueden ver, por ejemplo, berlinas de Kia con un nivel de sofisticación que harían enrojecerse al mismísimo Stinger, cuyas matriculaciones en Europa podrían contarse con los dedos de una mano, como quien dice. Esto abre las puertas del éxito de par en par a los Mazda de seis cilindros en América. Lo de ‘la tierra de las oportunidades’ cobra más sentido que nunca.

En definitiva, la aceptación de este tipo de motores está todavía por ver. Pero quién sabe, a lo mejor llegan a Europa y a España, y se acaban vendiendo como churros. Lo que está claro es que a mi, un hipotético MX-5 con seis cilindros en línea me hace salivar. ¿Competirán los motores Mazda de seis cilindros en línea con los de BMW? Mi postura está clara. Por potencia y prestaciones, es muy difícil. Por precio, les pegarán un repaso. Por aceptación… depende del territorio. Una apuesta encomiable, pase lo que pase.

Buscador de coches

Y además