Pasar al contenido principal

En BMW no quieren gustar a todos. Lo dice el jefe de diseño de BMW

Las nuevas superberlinas de la marca
Eso se llama personalidad. Y es algo bueno.

Los últimos diseños de BMW han sorprendido al mundo. Nos han dejado un poco helados, sin saber muy bien qué pensar. Hoy entrevistamos al jefe de diseño de BMW para saber qué ha pasado, para arrojar un poco de luz entre tanta oscuridad. Pero hay una frase de Adrian van Hooydonk, que puede resumir bastante bien lo que está pasando. "Creo que tenemos fans en lugar de clientes. Eso es algo que nos encanta y queremos llevarlos con nosotros a este viaje con destino al futuro."

Parece claro que las últimas creaciones de BMW nos han dejado un poco perplejos. Bueno, principalmente por culpa de una parrilla frontal que ha ido creciendo un tomando un protagonismo exagerado. Lo vimos en el BMW Serie 7, más tarde en el X7 y tuvimos la cúspide con el BMW Serie 4 y todos sus derivados, incluyendo al mítico BMW M3.

¿Qué ha pasado? ¿Por qué BMW ha tomado este rumbo?

Hablamos con el jefe de diseño de BMW, Domagoj Dukec

Y por supuesto no es ajeno a todo el ruido que provocan sus creaciones. "Leo la prensa y las redes sociales y veo cómo mucha gente se pregunta hacia dónde va BMW. Pero puedo asegurar que tenemos una visión muy clara de hace dónde queremos ir. Todos adoramos a esta marca y su historia."

BMW Serie 7

¿Le ha sorprendido el volumen de críticas que la compañía ha recibido? "La verdad es que no. Llevo más de 20 años en el mundo del diseño y ya sabemos que aquí todo el mundo tiene una opinión. Es normal. Si quieres crear algo que realmente deje atónito a nuestros clientes, tiene que ser algo distintivo y diferente."

De acuerdo, pero ¿están absolutamente convencidos de que han tomado el rumbo correcto? "Puedes crear algo bonito sin más, de hecho tenemos algún coche así en nuestra gama. Pero hay algunos clientes que, si quieres llegar a ellos, tienes que ofrecer algo que les deje impresionados. Y para hacerlo, tienes que salirte de la norma, de lo establecido."

Y tira de hemeroteca: "La época de Chris Bangle fue otro ejemplo fantástico. Fue muy criticado por sus diseños en su momento, pero ahora, si echamos la vista atrás y vemos por ejemplo al BMW Serie 5 E60, vemos como su mirada era la correcta, aunque en su tiempo mucha gente no lo entendiese."

"Siempre hemos respetado la personalidad de la marca"

"Ahora vivimos tiempos especiales. Los nuevos coches son diferentes y muy distintivos con la personalidad de la marca. Algo que creo que siempre hemos respetado. Nuestro objetivo no es gustar a todo el mundo. Nuestro objetivo es gustar a nuestros clientes y a los apasionados de esta marca."

 

nuevo coupe deportivo lujo altas prestaciones

 

El diseñador mantiene la idea de que hay que crear vehículos únicos para un tipo de cliente único. Y hay algo que tiene razón: dentro de la gama de BMW hay coches para todos los gustos. "Calculamos que un 20% de la gente adora la parrilla y al BMW Serie 4. Pues esa gente es a la que nosotros tenemos que atacar y son nuestros potenciales clientes."

Y se mantienen en la idea de que los coches no pueden gustar a todos. "Es imposible crear algo y que todo el mundo diga: ¡'es el coche más bonito del mundo'!" Tienen claro que el BMW Serie 4 es un coche con mucha personalidad, pero también saben a qué tipo de cliente quieren atacar. Alguien que busque ser diferente. 

Adrian van Hooydonk va más allá: "Es fantástico tener una marca que genera tanta pasión y tantos fans. Eso significa que la gente no solo compra tus productos, sino que ama lo que haces. Por supuesto, si aman lo que haces y tú das un giro en lo que haces, tendrás un problema en ese momento."

Los BMW del futuro ya se han diseñado

BMW iX o VW ID 4

"En 2021 hemos tomado decisiones de diseño muy importantes para la compañía. Hemos creado la línea estética de los BMW que llegarán a partir de 2024 y que estarán por lo menos siete u ocho años en el mercado. Más allá de 2030. ¿Cómo serán los clientes entonces? No lo sabemos. Lo que sabemos es que si no nos movemos, si no innovamos, nos quedaremos atrás."

Y creo que lo más importante es su conclusión, una demostración que BMW sabe muy bien lo que tiene que hacer. "Creo que la clave de cualquier compañía de coches es decidir hoy cómo será el futuro, pero sin perder de vista a tus seguidores y a los que aman la compañía por encima de todo." Un equilibrio muy interesante. BMW tiene muchos fans y está claro que deberán seguir ofreciendo que, aunque con mucha personalidad, entusiasmen a esos fans.

Y además

Buscador de coches