Pasar al contenido principal

¿Quieres sentirte como James Bond? Este Aston Martin DB5 en miniatura te espera

Aston Martin DB5 de 007 a escala

¿Qué otro coche incluye metralletas en su equipamiento de serie?

El próximo 1 de octubre se estrenará en los cines Sin tiempo para morir, la nueva película de la conocida saga de 007. De nuevo, en este largometraje el emblemático Aston Martin DB5 del espía inglés jugará un importante papel y ahora sus pequeños -y no tan pequeños- fans podrán tener uno igual en su poder.

Se trata de la última obra de The Little Car Company, que ya nos trajo una réplica a escala del Ferrari Testa Rossa de los años 50 y del Bugatti Baby hace varios meses. En esta ocasión, estamos ante un DB5 con un 66% del tamaño del coche real y que además incluye algunas peculiaridades, ya que cuenta con algunos de los gadgets del coche de la película.

Esto es algo que definió a este deportivo británico desde su primera aparición en Goldfinger (1964), en la que Sean Connery se valía de elementos como un escudo antibalas, matrículas intercambiables o un asiento eyectable para enfrentarse a todo tipo de peligros. Pues bien, ahora este pequeño coche también los incluye para homenajear a este modelo.

Concretamente, este DB5 a escala incorpora metralletas tras los faros -falsas, eso sí-, una pantalla en la zona de las matrículas para poder intercambiarlas de forma digital -en el coche original se intercambiaban con un mecanismo rotatorio- e incluso un difusor que permite lanzar humo durante una hora. Como el coche de las películas, vaya.

Todo ello se maneja desde un panel del interior similar al del Aston Martin de verdad, y es que incluso el habitáculo ha sido recreado con total fidelidad. Lo que no es tan exacto, como es de esperar, es el motor. En este caso, el pequeño coche se mueve gracias a un motor eléctrico de 24 CV alimentado por unas baterías de iones de litio de 1,8 kWh

De esta forma, este DB5 puede circular durante más de 100 kilómetros y el objetivo es que casi se sienta como un coche real al conducirlo, así que no penséis que esto es una especie de ‘juguete agrandado’. La suspensión está hecha por Bilstein y los frenos son Brembo, ya que hacen falta buenos componentes para circular a los más de 70 km/h que permite este modelo.

En definitiva, se podría decir que estamos ante un coche con todas las de la ley, pero que ha sido encogido. Lo que no ha encogido ha sido su precio, que se sitúa en 90.000 libras -unos 105.000 euros-. Pero, no podríamos esperar que todo un Aston Martin del MI6 nos saliera barato, ¿no? Además, serás la envidia del vecindario con él.

Etiquetas:

Motor coches clásicos

Y además

Buscador de coches