Pasar al contenido principal

Prueba Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC

¿Estamos locos? ¿Un motor diésel en los tiempos que corren? Pues bienvenido seas...

Imagen de perfil de Hugo Valverde
Prueba del Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC

Antes de comenzar con la prueba del Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC déjame que te comente el caso de mi amigo Álex Aguilar. Quizá su nombre te suene de leer alguna de sus tontunas excelentes noticias y pruebas en esta/tu maravillosa web. Este redactor más largo que el pelo de Marge Simpson es un fanático de la compañía japonesa y un enamorado de este modelo. Ha tenido en su garaje tres de las siete generaciones que han sido comercializadas en España; es una de esas personas que sigue seducido por este coche. No te voy a negar que su afilado frontal me parece un puntazo; no así su trasera, que me resulta algo más... ‘particular’. 

No te pierdas: Comparativa Honda Civic Type R, el más querido contra el más potente

La compañía japonesa ha presentado la primera y única variante diésel de la gama que se une a los de gasolina, 1.0 VTEC Turbo de 130 y 1.5 VTEC Turbo de 182 CV. La de gasoleo llega en un momento en el que es el 'malo de la película' por su alta contaminación. Que si NOX, que si CO2, que si BBC, que si CCC… Honda ha cambiado el guión y ha ‘remozado’ su conocido motor 1.6 i-DTEC de arriba a abajo para mejorar el consumo, pero sobre todo para reducir las emisiones y superar la estricta homologación Euro 6d Temp

Con esta serie de cambios -optimización del turbo y de la cámara de combustión y mejoras en el catalizador- puedes llegar a pensar que sus prestaciones también se han visto alteradas de forma negativa. Los ingenieros de Honda han trabajado intensamente durante estos años en el bloque para esto no ocurra y, en cambio, ofrezca una sensacional respuesta. 

Me siento es sus cómodas banquetas, observo los materiales que han sido utilizados, de buena calidad a la vista pero más pobres al tacto, y comienzo la prueba del Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC. La firma oriental ha logrado reducir las vibraciones y ha mejorado la insonorización. Sigue sonando como lo que es, un diésel, y más cuando la aguja del cuentarrevoluciones sobrepasa las 3.000 vueltas, pero ahora es más refinado, y más si lo comparamos con los motores de otras marcas. Presume de tener una potencia de 120 CV a 4.000 rpm y un par de 300 Nm a 2.000 rpm. Toda esa fuerza es entregada de forma progresiva, sin la patada que suele ser característica de los propulsores de gasoleo. Además, trabaja asociado a un cambio manual de seis relaciones que es una gozada: recorridos cortos, preciso y tacto muy agradable -en septiembre estará disponible una automática ZF de convertidor de par-. 

 

Honda Civic Type R 2017 en Nürburgring

Durante la prueba del Civic diésel he conseguido un consumo medio de 4,6 l/100 km, una cifra bastante buena pero alejada un litro de la oficial: 3,5 l/100 km. 

Lo que sigue siendo remarcable es la puesta a punto de su chasis, el buen trabajo que hace su suspensión, que filtra realmente bien sin ofrecer balanceos de la carrocería; y la dirección, directa y con un tarado excelente.

Prueba Honda Civic diesel 1.6 i-DTEC

 

Precio del Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC

Ahora que mi amigo Álex tiene una boca más que alimentar, puede ahorrar en combustible si decide comprar el coche de la prueba, el Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC. Está disponible con carrocería de cinco puertas desde 23.550 euros y con cuatro desde 24.850 euros. El precio base incluye un generoso equipamiento de serie que incluye múltiples sistemas de seguridad que forman el Honda Sensing, además de My Honda, asientos delanteros calefactables, luces de carretera automáticas, diurnas LED y climatizador automático, entre otros elementos.

Prueba del Honda Civic diésel 1.6 i-DTEC

El Honda Civic Hatchback estará disponible en marzo, mientras que el Sedán hará lo propio en junio.

Toda la información y precios del Honda Civic

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear