Pasar al contenido principal

El viaje del Tesla Roadster al espacio: ¡ya ha superado Marte!

Absolutamente injustificable. Absolutamente genial. Absolutamente Elon Musk.

Imagen de perfil de Rebeca Álvarez
Actualizado
El Tesla Roadster más... ¿espacioso?

El viaje del Tesla Roadster en el espacio continúa: el deportivo, que despegó con un maniquí a bordo hace unos meses, mientras sonaba Space Oddity -de David Bowie- a todo volumen ¡ya ha pasado Marte! El planeta rojo era uno de los objetivos de esta misión espacial de Tesla... ¡que va por el buen camino!

No te pierdas: ¡Puedes jugar a matar marcianitos en los Tesla!

Por mucho que moleste a quienes todavía critican a Porsche por haber cambiado el motor tradicional del nueveonce por uno refrigerado por agua, está claro que las empresas de Elon Musk saben agitar la actualidad. El proyecto de SpaceX para lanzar su Falcon Heavy al espacio ha dado mucho que hablar... e incluso el universo petrolhead se ha visto muy interesado en el proceso.

Y no, no ha sido porque al paso que vamos el único lugar donde podremos apretar un poco el pedal derecho sin miramientos vayan a ser las autopistas estelares: el motivo no era otro que el saber que el bueno de Musk tenía la intención de introducir el predecesor del Tesla Roadster dentro del proyectil para colocarlo en órbita ahí fuera. Muy fuera. 

 

VÍDEO: ¡sigue en directo la trayectoria del cohete de Tesla!

 

Tan fuera que, como te decía, el Tesla Roadster ya está más allá de Marte. Y esta es una de las distancias más alejadas del Sol a las que estará (1,66 unidades astronómicas o, lo que viene a ser lo mismo, casi 250 millones de kilómetros). Lo más cerca que pasará de Marte será el 4 de octubre de 2020 -a 7 millones de kilómetros- y ese mismo año, el 4 de noviembre, volverá a aproximarse a la Tierra. Bueno, esa aproximación serán 51,5 millones de kilómetros 'de nada'. Y para 2091, si es que queda algo de él, volverá a pasar cerca de nuestro planeta... 

 

 

 

 

Tesla Roadster en el espacio: para los despistados...

¿Te pillo en el medio del Amazonas esta noticia y aún no sabes nada sobre el cohete de Tesla? No te preocupes, porque para eso estamos nosotros. Se trata de uno de los planes más ambiciosos de Elon para definir la línea de exploración espacial del futuro: compuesto por tres Falcon9 unidos entre sí, el Falcon Heavy tiene una altura de 70 metros y puede cargar con hasta 64 toneladas que, por ejemplo, podrían servir para transportar satélites, vehículos no tripulados, suministros para Estación Espacial Internacional... o un maldito deportivo eléctrico de más de 100.000 euros.

 

VÍDEO: así funciona el modo Ludicrous de los cohetes de Tesla... ¡terrestres!

 

¿Su punto más fuerte? Como siempre suele ocurrir con los productos de Musk -pese a que haya quien siga creyendo que un Model S 100D como el de esta prueba es caro-, el precio: la excursión sólo cuesta 90 millones de dólares. Que son bastantes menos que los 1.000 que costará un viaje semejante en el homólogo desarrollado por la NASA. 

Otro de los puntos más interesantes de este proyecto está en que los propulsores del cohete de Tesla han sido capaces de volver a la Tierra una vez cumplida su misión mientras que el Roadster -¿volverá a revolucionar el mercado su sucesor?- permanece en una órbita.

¡Ah! Aquí un detalle para los nostálgicos: el artefacto despegó desde la misma plataforma de lanzamiento de la que salieron las misiones Apolo que llegaron a la Luna en los años 60 y 70. ¿Sigues creyendo que Musk sólo vende humo? Te queda mucho por ver aún...

Todo sobre el Tesla Roadster está en nuestras fichas

 

Lecturas recomendadas