Pasar al contenido principal

Madrid Central restringirá el tráfico de paso en el centro de la capital

Se acabó el quitar el hollín de las ventanas con espátula.

Imagen de perfil de Alex Aguilar
Madrid

Si llevas tiempo pensando en comprar un coche nuevo y vives en la capital, el Ayuntamiento de Manuela Carmena quiere ayudarte: el proyecto Madrid Central tiene como objetivo reducir las emisiones contaminantes hasta en un 40% y el plan es hacerlo... por las bravas. Sí, eso significa que entrarán en vigor nuevas restricciones aplicadas con sentido común. Y no como la brillante maniobra de permitir el acceso a la ciudad sólo a un determinado tipo de matrículas. ¡Ay! 

 

Madrid Central: una meta ambiciosa... pero no imposible

Las bicicletas en Madrid podrán saltarse semáforos... e ir en sentido contrario

Aunque ahora mismo creas que Madrid Central no es más que una promesa más realizada con la vista puesta en las próximas elecciones municipales, lo cierto es que será una realidad... muy pronto: a partir del mes de noviembre entrará en vigor la primera fase del plan que tiene como objetivo el reducir en un 20% el tráfico de paso por dentro de la capital, eliminando así el 37% de las emisiones contaminantes producidas, además, por los vehículos menos respetuosos con el medio ambiente -recuerda que ya sabíamos que en Madrid no podrían circular los coches antiguos a partir de 2025-. ¿Te preguntas cómo pretenden lograrlo? Muy sencillo: limitando el acceso a un total de 472 hectáreas -que serán delimitadas mediante una línea roja y varias señales horizontales en su perímetro de unos 10 kilómetros- de la zona central en las que se favorecerá el tráfico peatonal, ciclista y de transporte público. No importa lo petrolhead que seas: no es una mala idea. ¿Acaso disfrutas maltratando tu montura de atasco en atasco? 

 

Ayuntamiento de Madrid

 

¿Te preocupa entrar por error en una de las áreas restringidas? Anota cuáles son... y no te quedes corto de papel: Madrid Central englobará las actuales áreas de prioridad residencial de Letras, Cortes, Embajadores, Ópera y sumará al completo los barrios de Justicia y Universidad. Sí, eso es casi la totalidad del distrito de Centro. Su perímetro estará delimitado por las calles Alberto Aguilera, glorieta de Ruiz Jiménez, Carranza, Sagasta, glorieta de Bilbao, Génova, plaza de Colón, Paseo de Recoletos, plaza de Cibeles, Paseo del Prado, plaza de Cánovas del Castillo, glorieta de Carlos V, Ronda de Atocha, Ronda  de Valencia, glorieta de Embajadores, Ronda de Toledo, glorieta de la Puerta de Toledo, Ronda de Segovia, Cuesta de la Vega, Mayor, Bailén, plaza de España,  Princesa y Serrano Jover. 

Por mucho que te parezca una barbaridad, todo se ha orquestado por una buena causa -como esquivar una más que probable denuncia de la Comisión Europea por no cumplir con los límites de contaminación establecidos- y, en aquellas zonas en las que no existe una alternativa viable, se podrá seguir circulando sin problemas: calles Santa Cruz de Marcenado, Mártires de Alcalá, Gran Vía de San Francisco, Bailén, Algeciras, Cuesta Ramón, Ventura Rodríguez y Duque de Liria. 

 

¿Quién podrá circular por Madrid Central? 

Atención: llega el primer radar que mide la contaminación de tu coche en Madrid

A pesar del susto inicial que te habrá dado la noticia sobre Madrid Central, la realidad es que no será tan restrictivo como parece... de momento: como norma general, por la zona delimitada mediante este proyecto podrán circular los residentes empadronados con independencia del tipo de vehículo que conduzcan aunque, eso sí, éste tendrá que lucir una etiqueta de la DGT a partir del año 2025. Si para ese año no se ha convertido en histórico, habrá llegado el momento de venderlo y comprar uno más eficiente. También podrán acceder al centro los invitados de los residentes, que dispondrán de hasta 20 pases al mes con los que podrán moverse sus allegados teniendo derecho a dos horas de aparcamiento en zona SER o a utilizar un parking público sin limitación horaria. Los vehículos sin etiqueta de invitados sólo podrán circular hasta 2020. Es lo que hay. 

En cuanto a las motocicletas y ciclomotores, podrán circular libremente las que estén a nombre de un residente empadronado y las que porten una etiqueta ambiental ‘Cero’ o ‘Eco’, pudiendo asimismo utilizarse las clasificadas mediante las pegatinas ‘B’ y ‘C’ siempre y cuando éstas no entren a la ciudad fuera del horario establecido: entre las 7.00 y las 22.00. 

 

 

Las personas con movilidad reducida podrán seguir accediendo a Madrid Central con independencia de la catalogación ecológica de sus vehículos, aunque éstos tendrán que ser adaptados a partir de 2025 si no disponen de la etiqueta correspondiente. ¿Piensas moverte en taxi o servicios VTC? Hasta 2025 podrán entrar a la zona con etiqueta, estando obligados a partir de ese año a lucir el distintivo ‘Cero’ o ‘Eco’. 

Para el resto de vehículos -a excepción de servicios de emergencia, transporte y reparto de medicamentos, que tendrán una normativa propia-, las reglas generales son la prohibición de circular por Madrid Central salvo que sea para utilizar un aparcamiento público o un garaje privado. ¿Estás pensando en comprar un artefacto digno de portar la etiqueta ‘Cero’ -propia de coches eléctricos- o ‘Eco’ -la misma que lucen los coches híbridos-? Enhorabuena: podrás entrar libremente al área restringida sin problemas. 

 

La mejor vía para acceder a Madrid Central será... el transporte público

Según el consistorio el acceso a la zona restringida de Madrid Central está plenamente garantizado gracias a que la ciudad dispone de uno de los mejores entramados de transporte público del país. Siempre y cuando funcione bien, claro. Entre las distintas alternativas disponibles los usuarios podrán encontrar decenas de líneas de la EMT, seis líneas de Metro -de la 1 a la 5 y también la 10- y varias líneas de Renfe que comunican algunas de las estaciones clave de su perímetro, como Atocha, Sol, Embajadores y Recoletos. 

Y si te va el ejercicio... siempre puedes decantarte por darle a los pedales. De una bicicleta, claro: el servicio de BiciMAD cuenta en este momento con 57 estaciones de recogida en las que existen un total de 1.425 anclajes para dejar a tu compañera de dos ruedas. Sin motor. Es raro, sí. Pero necesario. Para cualquier duda que puedas tener, el Ayuntamiento abrirá en su página web oficial un área destinada a resolver cualquier pregunta de la ciudadanía con el objetivo de que, cuando entre definitivamente en vigor el plan, todo el mundo sepa de qué va todo. Será un caos, sí. Antológico. 

 

¿Buscas coche nuevo? Aquí tienes todo el mercado

Lecturas recomendadas