Pasar al contenido principal

Infiniti QX50 2018: ¡estrenando el motor de relación de compresión variable!

¡Qué buena pinta tiene este nuevo SUV premium!

Infiniti QX50 2018 SUV lujo tamaño medio

Infiniti es una marca demasiado ignorada por parte de los compradores españoles en particular y europeos en general. Tiene coches muy dignos, como el Infiniti Q60 o el Infiniti QX30, pero le faltaba ese coche que de verdad golpease fuerte en un segmento al alza del mercado. Aquí esta: el Infiniti QX50 2018 se acaba de presentar en el Salón de Los Ángeles y luce un aspecto y mucha tecnología para, por lo menos, poner argumentos claros de compra sobre la mesa.

El Infiniti QX50 es un SUV premium de tamaño medio, desarrollado para plantar cara a modelos como el Lexus NX, el Audi Q5 o el Mercedes GLC. ¡Incluso para intentar robar alguna venta a algún cliente del Volkswagen Tiguan con ganas de premium! Este nuevo modelo se asienta sobre una nueva plataforma diseñada para tener la tracción en el eje delantero. Se ha buscado que este nuevo SUV sea muy bueno en cuanto a rigidez, refinamiento y espacio interior, para ello se ha usado por primera vez en el automóvil el acero de alta resistencia SHF de 980 MPa: esa mayor rigidez le dota de un buen comportamiento dinámico y de menores vibraciones y ruidos, mejorando el confort.

 

Vídeo: así es el Volvo XC60 2017, un rival de altura

 

Bajo el capó encontramos un hijo del downsizing: el revolucionario motor VC-Turbo de cuatro cilindros con relación de compresión variable capaz de ofrecer las prestaciones de un motor de gasolina y el consumo y eficiencia de un motor diésel. Eso al menos sobre la práctica, cuando llegue a España ya os contaremos si es cierto o no. El caso es que la cosa promete: con 268 CV y 380 Nm catapulta a este SUV de lujo hasta los 100 km/h en 6,3 segundos en la versión con tracción integral y en 6,7 segundos en la versión con tracción delantera. ¡Y eso que se conforma con una transmisión de variador continuo! 

Y es que amigos, este modelo podrá estar estar asociado a ambos tipos de tracción. ¡Qué menos! También destaca por su gran nivel de conducción autónoma, con el sistema ProPILOT que puede tomar el control en elementos como la aceleración, el frenado o la dirección en carreteras de una sola vía. “Las tecnologías ProPILOT ofrecen asistencia cuando es necesario y aumentan el disfrute y la confianza del conductor. Nuestra intención es capacitar al conductor y mejorar la sensación de placer detrás del volante, en ningún caso eliminarle de la ecuación”. Ha comentado François Bancon, Vicepresidente de producto de Infiniti en Los Ángeles.

 

 

A todo lo anteriormente descrito se suma un diseño que entra por los ojos: luce el aspecto de los últimos Infiniti y lo hace con mucho músculo y mucha presencia. Con 1.679 mm de altura promete destacar por su posición elevada de conducción y su mejor visibilidad. La aerodinámica se ha trabajado mucho y mejora en un 6% respecto a su antecesor. El interior se ha trabajado a mano para conseguir una gran calidad de acabados, mientras que el maletero puede alcanzar los 1.699 litros de capacidad con todos los asientos traseros plegados.

Según Infiniti, el QX50 llegará a los mercados europeos en la segunda mitad del año 2018: es de esperar que su presentación en el Viejo Continente sea en el Salón de Ginebra 2018, mientras que su comercialización no empezará, muy probablemente, hasta pasado el verano de 2018. Un SUV con la mirada puesta en EEUU pero que puede ser un ‘Plan B’ para más de un cliente en Europa.

Lecturas recomendadas