Pasar al contenido principal

El McLaren F1 2018 ya sufre un retraso de dos semanas

Ya empezamos mal y en desventaja...

Imagen de perfil de Javier Prieto
McLaren con un retraso de dos semanas en el F1 2018

Como consecuencia del tardío divorcio con Honda y el posterior acuerdo junto a Renault, el McLaren F1 2018 ya acumula un retraso de dos semanas en su coche de Fórmula 1 del 2018. Posiblemente, creerás que estamos locos hablándote de la próxima temporada cuando todavía restan un par de meses de la presente. Pues, no.

Resulta que a principios de septiembre, todos los equipos comenzaron con el diseño de sus monoplazas del año próximo... excepto los del McLaren F1 2018. Ya se sabe que esto se debió en gran parte por la resistencia de los japoneses a romper su asociación con los ingleses. Bueno sí, y por la propia complejidad de la operación con los franceses que debían desembarazarse de Toro Rosso con la aprobación de Red Bull, etc. El caso es que en el inicio del McLaren F1 2018 se ha perdido un tiempo precioso que ahora deberán recuperar a marchas forzadas. 

Así lo ha explicado el responsable deportivo de McLaren, Éric Boullier: "Evidentemente es un reto para nosotros. Ahora tenemos que trabajar 24 horas durante los siete días de la semana, con el objetivo de recuperar esas dos semanas que pienso que es cuando se debería haber tomado una decisión". 

No obstante, Boullier también ha querido tranquilizar a todos con estas palabras: "No será ningún compromiso para el 2018. Creo que podemos confiar en nuestros ingenieros para que hagan un muy buen trabajo y dos semanas son recuperables. Esto va a suponer una gran carga de trabajo y estoy encantado de ver tanta energía dentro de McLaren para intentar recuperarse lo más rápido posible".

Por último, el francés ha explicado qué harán en el tema del McLaren F1 2018: "Simplemente significa que incrementamos la carga de trabajo, para asegurarnos de que nos podemos recuperar y una vez lo recuperemos, vamos a volver a la normalidad en el trabajo".

Pues nosotros no tenemos tan claro que sea una cuestión tan sencilla. Hay que recordar que el cambio de un motorista con el que se ha mantenido una relación de tres años a otro nuevo, supone un gran desafío. De hecho son muchos los cambios logísticos, técnicos, corporativos y organizativos que deberán asumirse como para perder todos esos días. Esperemos que Boullier tenga razón y que el retraso de dos semanas en el McLaren F1 2018 sea una simple anécdota. De momento, lo cierto es que éste ha sido el primer inconveniente en un nuevo proyecto que apenas ha echado a andar. 

Foto de portada: Wikipedia

 

 

Lecturas recomendadas