El Renault Étoile Filante regresa a Bonneville 60 años después

Porque no sólo los americanos saben hacer correr a un coche en línea recta.

Imagen de perfil de Alex Aguilar

¿Qué es la Bonneville Speed Week?

En septiembre de 1956 un auténtico cohete francés batía en los lagos salados de Utah hasta cuatro récords distintos -dos de ellos aún vigentes en este momento- al registrar una velocidad de 308,9 km/h. El Renault Étoile Filante regresa a Bonneville 60 años después... y no lo ha hecho solo. 

Un Buick Riviera de 1952... que alcanza 265 km/h en Bonneville

Tras el término de la Segunda Guerra Mundial Joseph Szidlowski, el jefe del fabricante de turbinas Turbomeca, vio salidas a su producto estrella en otros ámbitos de la industria más allá del terreno aeronáutico. Gracias a su empeño y a la aceptación de Renault de su propuesta para crear un prototipo movido por este sistema de propulsión, pronto un equipo formado por Fernand Picard, Albert Lory y Jean Hébert dio a luz a su estrella fugaz: el Renault Étoile Filante que ha regresado a Bonneville 60 años después. 

¿Y qué lograron con la criatura? El artefacto creado por los franceses estaba compuesto por una carrocería de poliéster que envolvía a un motor capaz de entregar un total de 270 CV y sirvió para registrar una velocidad de 308,9 km/h en una lanzada de un kilómetro y 308,85 en otra de cinco, estableciendo así un registro verdaderamente espectacular que aún hoy sigue plenamente vigente. ¿Y qué ocurrió con la tecnología de propulsión por turbinas? Pues... que se quedó en un proyecto, dada su complejidad para adaptarla a la industria automotriz de la época. 

Los Fórmula E del futuro según Pininfarina

Pero el Renault Étoile Filante que ha regresado a Bonneville 60 años después no lo ha hecho en solitario: para conmemorar -ya de paso- el aniversario del lanzamiento en el mercado americano del primer modelo de Dauphine en 1956 la firma del rombo también desplazó hasta los lagos salados de Estados Unidos una unidad que, conducida por Nicolas Prost -piloto de Renault en la Fórmula E-, batió la semana pasada un nuevo récord entre los vehículos fabricados entre 1928 y 1981 con cilindradas comprendidas entre los 754 y 1.015 centímetros cúbicos al registrar una velocidad punta de 123,1 km/h. Casi nada...

Lecturas recomendadas