Pasar al contenido principal

Tal día como hoy nació una leyenda: así fue el debut de Schumacher en F1

Imagen de perfil de Rebeca Álvarez
Debut Michael Schumacher F1

Hay oportunidades que uno no se puede perder; esta fue una de ellas

El 25 de agosto es un día especial porque asistimos al nacimiento de una leyenda, aunque algunos lo hayamos visto en diferido. Aquel día, en 1991, se produjo el debut de Schumacher en F1 y siempre es entrañable recordar cómo sucedieron las cosas en Spa-Francorchamps. 

No te pierdas: Los mejores coches de carreras de la historia

Más aún cuando coincide con la semana del Gran Premio de Bélgica 2020 -aquí tienes todas las opciones sobre cómo ver la F1- y nos ponemos un poco nostálgicos. Pero miremos mejor al pasado y recordemos cómo surgió la oportunidad de Michael Schumacher en F1 para aquella carrera. 

Por aquel entonces, el Káiser tenía 22 años y no demasiada experiencia todavía. Competía en el Mundial de Sport Prototipos, pero la única vez que se había subido a un monoplaza había sido una semana antes con Jordan, aunque quedaron impresionados con su talento. 

Así que cuando uno de los asientos de este equipo, dirigido por Eddie Jordan, se quedó libre -uno de sus pilotos, Gachot, fue condenado a unos meses de prisión tras una pelea- Willie Weber, manager de Schumacher, les animó a ofrecer el volante a Michael. 

 

Debut Michael Schumacher F1

 

El circuito de Spa-Francorchamps era nuevo para el alemán, pero lejos de rechazar esta oportunidad, recorrió cada kilómetro del trazado en bicicleta para conocerlo y aceptó la oferta pagando, eso sí, un precio de 150.000 libras (unos 166.554 euros) por el asiento. Poco después, tanto él como sus patrocinadores se darían cuenta de lo bien invertido que estuvo. 

 

El trampolín del Kaiser

La primera carrera de Michael Schumacher en F1 demostró que había mucho por descubrir. El jovencísimo Kaiser logró la séptima posición de la parrilla en clasificación, quedando incluso por delante de su compañero de equipo, de Cesaris, y aunque la carrera prometía, un fallo en el embrague de su Jordan 191 le dejó fuera de combate. 

Aunque Schumacher tuvo que abandonar, hizo una excelente salida, ganando dos posiciones; esa fue su primera vez en un F1, pero gracias a ese debut no volvería a abandonar el Gran Circo hasta su (primera) retirada, en 2008. 

Sin duda, Spa-Francorchamps fue un circuito especial para Michael; al año siguiente, en 1992, lograría allí su primera victoria en Fórmula 1 con Benetton. ¡Te echamos de menos, Schumacher!

Más:

Fórmula 1

Buscador de coches

Y además