Probamos el Honda NSX 2016: híbrido y deportivo. ¿Y roadster y Type R?

No es fácil renovar uno de los coches más espectaculares jamás creado. Honda se la ha jugado y el resultado es... impresionante.

Imagen de perfil de Alex Aguilar

¿Qué es el Honda NSX? 

Si te estás haciendo esa pregunta en serio, deberías pensar seriamente en qué dirección está tomando tu vida. Pero como en Top Gear somos muy buenos, te haré un breve repaso por la historia del emblema de Honda. El primer NSX -nombre que proviene de New Sports eXperience- nació en el año 1989 con el objetivo de revolucionar el segmento de los vehículos superdeportivos gracias a un chasis y carrocería monocasco de aluminio, un motor de seis cilindros VTEC que ofrecía un rendimiento sobresaliente y unas cualidades dinámicas orientadas a favorecer una conducción completamente conectada con la carretera. Pronto se convirtió en un emblema de la firma nipona, en cuyo desarrollo y puesta a punto participó el mismísimo Ayrton Senna -quien, por si tampoco lo sabes, ha sido el mejor piloto de Fórmula 1 de todos los tiempos-. 

Muy bien, ¿y por qué es tan importante el NSX 2016?

Es importante porque supone retomar un nombre mítico en la historia de Honda y del automovilismo a nivel mundial, cuando además se han cumplido ya los 25 años del lanzamiento del primer modelo y más de una década del cese de su producción. Varios problemas a lo largo de su desarrollo -ya en 2007 la firma hablaba de lanzar una nueva generación del modelo- han retrasado la aparición del nuevo máximo exponente del carácter deportivo de la firma, hasta que en el Salón de Detroit de 2012 se presentó oficialmente el primer prototipo y se confirmó su llegada... cuatro años después. Por cierto, el Honda HSC de 2003 era un concept que podría haber supuesto que llegara un nuevo NSX antes de lo esperado.

Nunca es tarde si la dicha es buena. ¿Hay cifras?

Las cinco cosas que más molan del nuevo Honda NSX 2016

Pues sí, y creo que los números que ofrece el nuevo Honda NSX 2016 te van a gustar. Monta un motor V6 de 3.5 litros y dos turbos que es capaz de entregar 507 CV, a los que se suman tres motores eléctricos para dar una cifra final de 581 CV gestionados por una caja de cambios automática de nueve velocidades. Su velocidad punta es de 308 km/h. Tiene un peso en vacío de casi 1.800 kg repartidos en una proporción de 42-58% entre los ejes delantero y trasero, y gracias a la tecnología que incorpora es capaz de ofrecerte mucha diversión al volante conformándose con consumir sólo 10 litros de carburante cada 100 km. 

Espera, espera... ¿es híbrido y eficiente? Eso no casa muy bien con un deportivo...

No te precipites, que aún no te lo he contado todo. El sistema de hibridación que equipa el nuevo Honda NSX 2016, denominado Sport Hybrid AWD está pensado para intentar reducir el consumo del coche... si lo que quieres es ir despacio. Gracias a sus tres motores eléctricos, la respuesta y comportamiento del NSX al exprimirlo son verdaderamente impresionantes. Un motor eléctrico de transmisión directa montado directamente en el cigüeñal ayuda a que la respuesta del motor al aplastar el acelerador sea inmediata, lo que se traduce en una sensación de potencia brutal. En el eje delantero, además, hay instalados otros dos motores eléctricos, que además de poder mover el coche de un modo eficiente en el modo de conducción más suave, son capaces de actuar por separado para maximizar la entrega de potencia en el tren anterior, mejorando así el paso por curva del coche al adaptar la velocidad de giro de las ruedas a cada momento de la conducción. Mira el vídeo de la subida a Pikes Peak de 2016, donde este año el NSX ha sido el vencedor entre los vehículos de categoría Time Attack 2 Production Class:

Eso suena mejor. ¿Cómo va entonces el NSX?

Pues... como un misil. En todo momento, la respuesta del coche es excepcional. Sabe cuidarte si lo que quieres es dar un paseo tranquilo para presumir de deportivo -lo harás, el coche es precioso y un imán de miradas-, y darlo todo cuando lo que deseas es sentir cómo las leyes de la física se diluyen a tu paso. Cuatro modos de conducción están disponibles en el nuevo NSX 2016: Quiet, Sport, Sport+ y Track. Como puedes imaginar, están ordenados según el porcentaje de locura que ofrecen al volante, y en el modo más deportivo hará que sientas cómo las fuerzas G ponen a prueba la capacidad de tus órganos para no salirse de tu cuerpo. Acelera, frena y gira sin rechistar en ningún momento. Te obedece, te mima, te respeta. Si tienes claro qué quieres hacer con él, nada se interpondrá en tu camino. 

Me gusta lo que leo. ¿Y dices que es cómodo?

Sí. Al igual que en el NSX original -y salvando la distancia evidente del cuarto de siglo que los separa- el nuevo superdeportivo de Honda tiene una cuidada ergonomía para facilitarle la vida al conductor. Una buena visibilidad, postura al volante y unos asientos que abrazan como sólo un ser querido sabe hacerlo posibilitan que puedas sentirte cómodo en todas las situaciones -salvo que quieras un NSX para hacer la compra del mes en tu supermercado-. ¿Te preocupa el infoentretenimiento? La verdad es que no se me ocurre por qué podrías necesitar más entretenimiento a bordo que el propio sonido de su motor V6 o el tacto de su conducción, pero puedes estar tranquilo, porque también cuenta con una elevada carga de tecnología para mantener distraídos a los ocupantes. 

Con todo lo que me cuentas, sus rivales deben andar nerviosos...

No es para menos, ya que el nuevo Honda NSX 2016 es un superdeportivo con todas las letras, y desde luego ha hecho merecer la pena a la larga espera que hemos tenido que sufrir para poder verlo entre nosotros. Modelos rivales del NSX como el BMW i8, el Porsche 911 Turbo S o el todopoderoso Nissan GT-R ya miran de reojo a la nueva creación de Honda, y motivos no les faltan. Aquí te dejo una galería con los principales enemigos... 

¿Esto es todo?

No te pierdas: Probamos el Civic Type R

Si todo lo que te he contado sobre el NSX te ha sabido a poco, debes saber que es más que posible -150 velas le tengo puestas a San Soichiro- que exista una variante aún más radical del coche, que llevará el ilustre apellido de Type R. Según se ha podido saber, existen ciertos puntos del nuevo NSX donde se puede ahorrar peso, y en esto de hacer coches radicalmente deportivos, Honda tiene algo de experiencia... Por el momento, lo que sí hemos podido ver son las primeras imágenes de la versión GT3, que tiene un aspecto imponente: 

Y si lo que te va es sentir en la cara cómo estás desafiando a las propias fuerzas de la naturaleza, prepárate para una probable versión roadster del nuevo deportivo. Sí, en serio: Jason Bilotta -el ingeniero jefe de Honda- afirmó que "la arquitectura del nuevo Honda NSX 2016 está diseñada para adoptar distintas variantes, que esperamos ofrecer en función de la respuesta del mercado". 

Señores de Honda, lancen el NSX Type R, por favor. Hasta les regalo un nuevo eslogan: empower your dreams!

El Honda NSX Type-R probablemente llegará. Pero más tarde que pronto...
El Honda NSX Type-R podría prescindir

 

Lecturas recomendadas