Pasar al contenido principal

Vídeo: el Hennessey Exorcist probando sus 1.000 CV en el banco de potencia

Cuantos más caballos, mucho mejor. Siempre.

Imagen de perfil de Alex Aguilar

Si algo hemos aprendido de nuestros colegas americanos -aquí tienes las razones por las que sus coches molan más- es que saben crear auténticas monstruosidades con ruedas. Quizá no sean las mejor diseñadas, pero sí las más espectaculares. ¿Creías que no podría haber nada tan salvaje como el Dodge Challenger SRT Demon? Pues prepárate para ver al Hennessey Exorcist probando sus 1.000 CV en el banco de potencia. 

Hennessey Mustang HPE800 25 Aniversario: el potro salvaje de 815 CV

El protagonista del vídeo que acabas de ver es el impresionante Camaro ZL1 Exorcist creado por Hennessey, un preparador norteamericano al que quizá conozcas ya gracias al increíble Venom GT Final Edition de 1.451 CV o al sobrecogedor VelociRaptor 6x6 de los que te hemos hablado por aquí hace tiempo. Esta vez le ha tocado el turno a uno de los muscle car más reconocibles del mundo: el Chevrolet Camaro -¿sabes que el modelo ha cumplido ya 50 años?-. Al que le han añadido alguna que otra chuchería para poder obtener un poco de potencia extra. Casi 1.000 CV, para ser exactos. 

Vale, sé que me vas a decir que en el vídeo del Hennessey Exorcist probando sus 1.000 CV en el banco de potencia las cifras obtenidas no llegan a clavar las oficiales, y llevas toda la razón. Pero lo cierto es que los 972 CV y 1.025 Nm de par logrados por su bloque de 6,2 litros procedente de un Corvette -¿has leído nuestra prueba del Grand Sport?- son más que suficientes como para dejar sin respiración a cualquiera de tus acompañantes mientras alcanzas los 100 km/h desde parado en tres segundos y recorres el cuarto de milla en menos de 10. ¿Te gusta lo que ves? Prepara algo más de 100.000 euros... y podrás tener el tuyo. Llámame cuando lo tengas. Obviamente.

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear