El Bugatti Tourbillon no es el único con 16 cilindros... ¡Ojo a este Cadillac V-16 Sport Phaeton!

RM Sotheby's va a subastar por cerca de un millón de euros un Cadillac V-16 Sport Phaeton by Fleetwood de 1930.

Con la presentación del nuevo Bugatti Tourbillon, hemos vuelvo a ver otra vez a un motor V16 para un coche de calle. Sin embargo, hace décadas hubo bastantes vehículos de 16 cilindros, como este Cadillac V-16 Sport Phaeton que va a subastar RM Sotbey's.

Esta es la historia de Duesenberg: una marca con 3 clásicos que valen millones

Se trata de un coche de lujo de 1930 perteneciente a la gama Cadillac V-16 o Cadillac Sixteen. Un modelo de alta gama que se fabricó hasta 1940. Realmente, la marca solo fabricaba el chasis y algunos elementos de diseño, ya que eran carrozados bajo pedido por diferentes compañías para los clientes.

Un Cadillac de 16 cilindros que costaba 90.000 euros actuales

Cadillac V-16 Sport Phaeton by Fleetwood

RM Sotheby's

Originalmente en 1930, este Cadillac costaba unos 5.350 dólares. Al cambio actual, unos 90.000 euros. Aunque este coche clásico supera sin problemas en el mercado los 800.000 euros de precio, debido a su exclusividad y el limitado número de unidades.

En aquel entonces, General Motors compró Fleetwood Metal Body y Fisher Body. Dos carroceros de altísima calidad que acabaron creando multitud de diseños para el modelo. De hecho, la unidad subastada por RM Sotheby's es un Cadillac V-16 Sport Phaeton by Fleetwood en color verde oscuro, con cuatro puertas y techo de lona. Además de múltiples detalles cromados, claro.

Posee un motor V16 carburación de 7,4 litros. Un Serie 452 OHV a 45º que produjo hasta 185 CV de potencia antes de la descontinuación del vehículo, debido a la Gran Depresión y la participación de Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial.

A nivel de interior, esta unidad posee un salpicadero metálico con múltiples relojes y tapicería en cuero verde, mientras que la segunda fila de asientos goza de un segundo salpicadero en madera con un indicador de velocidad, un reloj analógico e incluso una pequeña bombilla.

Packard, la marca de coches de lujo estadounidense que triunfó al desaparecer

Realmente se trata de una joya descapotable cuyas únicas herramientas supervivientes son la manivela de arranque manual y un candado original con llave para el cofre situado en la parte posterior, a modo de maletero. La belleza de antaño es hipnotizante...

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: motores gasolinaHistoria del Motor, Motor, Motores de combustión, Subastas de coches, coches clásicos