Pasar al contenido principal

Lotus Exige Cup 430 Type 25: Tributo al fórmula 1 campeón en 1963

Simplemente, es-pec-ta-cu-lar.

Imagen de perfil de Javier Prieto
Lotus Exige Cup 430 Type 25

El fabricante británico Lotus sigue exprimiendo la galllina de los huevos de oro con sus versiones especiales. Y en esta ocasión le ha tocado el turno al Lotus Exige Cup 430 Type 25. Con este pedazo deportivo rinde homenaje al Lotus 25. ¿No sabes qué coche es este? El legendario monoplaza con el que Jim Clark ganó el primer Campeonato del Mundo de Fórmula 1 de Pilotos y su escudería, la primera corona de Constructores en 1963. Por cierto, hoy se cumplen 50 años de la muerte del corredor nacido en Kilmany. 

 

Lotus 25 con Chapman y Clark

 

Pero volvamos al impresionante Exige Cup 430 Type 25, el verdadero prota de esta historia. Inspirado en el citado f1, se ofrece en una limitadísima serie de 25 unidades fabricadas a mano. Llega con la vitola de ser el Exige más exclusivo y radical. Y (ad)mirando la planta del bicho, no nos queda ninguna duda de que cumplirá con esos dos preceptos automovilísticos.

 

Zaga de Lotus Exige Cup 430 Type 25

 

Para que no te hagas líos con los colores, solo está disponible en verde (Lotus Racing Green) o en blanco (Old English White). La silueta, musculosa y agresiva, deja claro que estamos ante una bestia nacida para transmitir sensaciones radicales... en los circuitos.

 

Cenital del Lotus Exige Cup 430 Type 25

 

Y es que el Lotus Exige Cup 430 Type 25 hereda el instinto ganador y depredador de aquel monoplaza que dominó en 1963. Intenso trabajo aerodinámico, chasis ligerísimo y grandes prestaciones son sus señas de identidad. La pasión por la competición y la velocidad está en su ADN.

 

Lotus Exige Cup 430 Type 25  blanco

 

Debajo del capó se esconde un V6 de 3,5 litros, 430 purasangre y 440 Nm, asociado a una transmisión manual de seis velocidades. Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,3 segundos y de alcanzar los 290 km/h.

Sin ninguna duda, los flipantes números del Lotus Exige Cup 430 Type 25 son posibles, en gran medida, gracias a su extraordinaria aerodinámica. Los apéndices que pueblan la vitaminada carrocería ofrecen un apoyo aerodinámico de hasta 220 kilos 'rodando rapidito'.

 

Cenital del Lotus Exige Cup 430 Type 25  blanco

 

También el equipamiento racing tiene mucha relación con esas vertiginosas prestaciones. Destacan en ese apartado la tracción regulable con seis posiciones, los amortiguadores ajustables y las llantacas de aluminio de 17 pulgadas delante y 18 detrás.

A estos elementos técnicos se suman las gomas semislicks, las pinzas AP Racing de cuatro pistones y discos de 332 mm y los escapes de titanio. Lo del alerón trasero tipo andamio, mejor lo dejamos. 

 

  

Zaga del Lotus Exige Cup 430 Type 25  blanco

 

En su interior nos topamos con asientos tipo bacquet fabricados con carbono y tapizados en alcántara, decoración en aluminio y fibra de carbono. En un evidente guiño al pasado, el pomo de la palanca de cambio de madera, que nos recuerda a los monoplazas de Lotus.

 

Interior del Lotus Exige Cup 430 Type 25

 

Por los 150.000 eurazos que cuesta el Exige Cup 430 Type 25, sus afortunados propietarios recibirán un par de obsequios. Una placa numerada del vehículo y un ejemplar del libro 'Jim Clark, tributo a un campeón', con las firmas de Clive Chapman, hijo el mítico Colin, y de Bob Dance, ingeniero de Clark en la F1.

Tampoco se han estirado mucho los de Hethel con sus clientes. Pero lo importante está en sentarse en esa verdadera obra de arte y dar gas a fondo. ¿No crees?

 

 

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear