Pasar al contenido principal

Nissan 400Z: ¿qué sabemos sobre el nuevo deportivo de la saga Z?

Será el sucesor del mítico 370Z.

deportivo compacto suv coupe potente potencia lujo altas prestaciones

El Nissan 400Z será dado a conocer dentro de unos pocos meses. No es de extrañar, ya que la firma japonesa lleva ya mucho tiempo con el espectacular 370Z en su gama. Pero el nuevo deportivo de Nissan con respecto a la saga Z tendrá ciertas particularidades. Bien es cierto que aún está todo un poco verde, pero sí que existen algunas cosas que ya sabemos sobre él. ¿Quieres conocerlas? Pues ahí van. Pero ya te adelanto que la mayoría de ellas no pintan nada mal.

Nissan 400Z: así será el futuro deportivo nipón

Para empezar, Mercedes entra en escena. No te hagas el sorprendido, es un paso bastante lógico. Si bien no está confirmado, el buen resultado obtenido de la colaboración entre BMW y Toyota para crear el Z4 y el Supra podría haber animado a la firma japonesa a asociarse con los alemanes en el desarrollo del futuro Nissan 400Z. Y ya, de paso, a los de Stuttgart les caería del cielo un Mercedes SLC un poco menos sensato de lo que debería ser un vehículo de este estilo. Para colmo, Nissan y Mercedes ya tienen algunos lazos en común, así que parece cantado.

El nombre, no obstante, no está nada claro, pero es el paso que todos esperamos. Ya puedes olvidarte de motores atmosféricos de gran cilindrada (te doy un par de segundos para que te lamentes). El futuro estará en un bloque de seguramente seis cilindros que recurrirá a la sobrealimentación. Y como el 350Z tenía un bloque de 3.5 litros, y el 370Z cuenta con uno de 3.7 litros, el 400Z... debería tener 400 CV. A falta de pan, buenas son tortas, y si no se puede recurrir al cubicaje del motor la cifra de potencia parece una buena solución para ponerle un nombre.

Nissan 370Z

¿Habrá un híbrido? Es una posibilidad

Estando como estamos, no hay nada que se pueda descartar en relación al hipotético Nissan 400Z. Ni siquiera que haya varias versiones y una de ellas recurra a la electrificación de su motor. Posiblemente sea hibridación suave, o como mucho no enchufable. Pero todavía no se sabe. En cualquier caso, hay algún que otro Mercedes por ahí que en su versión AMG obtiene la etiqueta ECO de la DGT gracias a un sistema mild híbrido, así que a lo mejor no está tan mal como podrías pensar en un principio.

Por último, lo que no puede faltar jamás es un Nissan 400Z Nismo. Es obligatorio por ley. Así, si la versión convencional será capaz de desarrollar 400 CV de potencia, el Nismo podría situarse en una horquilla entre los 450 y los 500 CV. Ya sabes que al llevar turbo su potenciación será mucho más sencilla. Sin pisar al todopoderoso GT-R, claro. Veremos lo que sucede.

Y además