Pasar al contenido principal

Un proyecto secreto: este es el único BMW M3 CSL con el motor de un M5

BMW M3 CSL con motor V8 del M5
Philipp Rupprecht

Una máquina muy seria...

Por ahora, hemos hablado de varios de los BMW CSL secretos que la marca creó, pero que no llegaron a la producción. Hay modelos interesantes y este también lo es, aunque en principio nos resulte familiar. Sí, ya hubo un E46 CSL, pero este es distinto. Se trata de un BMW M3 CSL con el motor de un M5.

La versión que todos conocemos de este coche llegó al mercado hace ya casi 20 años y lo hizo con el motor S54 de seis cilindros, el cual fue mejorado para entregar 360 CV de potencia y 370 Nm de par máximo. Fue un gran coche, pero BMW estudió otra alternativa, una en la que el propulsor iba a ser un V8.

Te interesa: BMW M6 CSL, el único 'M' con aerodinámica activa

Concretamente, pensaron en utilizar el bloque del M5 E39, un V8 de 5 litros con 400 CV. Esta opción ofrecía unas buenas prestaciones y, si tenemos en cuenta que el M3 CSL había sido aligerado en 110 kg, el resultado podía ser el de una máquina realmente emocionante.

Aun así, jamás llegó a la producción. Casi podría haberlo hecho, ya que cuenta con todo lo que trajo el modelo final. Tiene los mismos acabados y detalles estéticos, y su única diferencia visual es la segunda entrada de aire del paragolpes delantero. Al contrario que en otros prototipos, este no necesitaba que se puliera ningún detalle si iba a ser comercializado.

No obstante, lo cierto este proyecto se llevó a cabo básicamente como una prueba interna, sin una idea real de lanzarlo al mercado. De hecho, ni siquiera tenía nada que ver con el primer M3 con motor V8, el GTR. Aquel coche, del que solo se fabricaron 10 unidades, utilizaba otro bloque de 4 litros distinto y su configuración tampoco era la misma. 

Sea como fuere, aunque fuese un experimento, el resultado no fue malo y los integrantes de la marca que tuvieron la oportunidad de ponerse al volante del coche, aprovecharon la ocasión. Tanto es así, que este BMW M3 CSL con motor de M5 marca 30.000 km recorridos. Eso es mucho, si tenemos en cuenta que se trata de un prototipo único en el mundo…

Sin duda, puede que el coche hubiera funcionado bien, pero lo cierto es que la versión que conocimos tampoco decepcionó a nadie. Se hicieron 1.383 unidades y fue el primer M3 en montar un techo de fibra de carbono. Algunos lo consideran el mejor ‘M’ de la historia de la marca, así que no podemos quedarnos demasiado tristes por no haber conocido esta otra variante, ¿no?

Y además

Buscador de coches