Pasar al contenido principal

La DGT puede ponerte esta multa de 200 euros aunque tengas el coche aparcado en el garaje

Parking
Y no es ninguna tontería

Siempre resulta conveniente estar atento a las leyes de tráfico para no recibir sanciones y multas inesperadas. Los límites de velocidad, no utilizar el móvil al volante o respetar las señales de tráfico son las típicas normas que todo el mundo conoce. Incumplirlas puede suponer un alto coste económico y la pérdida de puntos en el permiso de conducir.

Sin embargo, hay otras normas que no son tan conocidas pero que también hay que conocer, ya que al respetarlas aumentará la seguridad al volante y te librarás de recibir una multa.

Debido a ello, es importante saber que la Dirección General de Tráfico (DGT) puede ponerte una multa de 200 euros incluso si tienes el coche aparcado en el garaje. Esta sanción no tiene nada que ver con el estacionamiento del vehículo, sino con algo más importante: el estado del automóvil.

La infracción está relacionada con el endurecimiento de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV). Desde el 1 de junio, este trámite se ha vuelto más exigente en algunos aspectos. 

A partir de ahora, tener la ITV caducada acarrea una sanción de 200 euros, incluso si el coche permanece estacionado en un garaje o aparcamiento. De ahí que sea mucho más conveniente pasar la inspección a tiempo aunque no vayas a utilizar el vehículo hasta más adelante.

Además, circular con la ITV negativa, es decir, con un vehículo que ha sido sometido a la inspección pero no la ha superado, supone una multa de 500 euros, ya que se considera una infracción muy grave. 

En este último caso, el conductor dispone de un plazo de hasta 2 meses para arreglar los desperfectos del coche y llevarlo de nuevo a revisión. Sólo podrá utilizar el vehículo para acudir al taller y posteriormente a la estación de ITV.

Por último, hay que recordar que la ITV ha empezado a considerar como defecto grave el mal funcionamiento del sistema de frenado ABS también en los vehículos donde no es obligatorio llevarlo. Esto es motivo de no superar la inspección.

Lo mismo sucede con el posible desprendimiento de los espejos retrovisores, que pasa a considerarse defecto grave.

Buscador de coches

Y además