¿Tienes 12.000 euros? Compra 40 CV más para tu Aventador SV

Pagas 300 euros por cada CV extra.

Lamborghini Aventador SV en Nürburgring: ahora con dirección trasera

Los especialistas en chips y preparaciones Mcchip-DKR (con ese nombre, sólo puedes dedicarte a esto) han desarrollado una cosita muy especial para el Lamborghini Aventador SV: se trata de una actualización de software de Nivel 2 y un escape catalítico que aumentan la potencia del superdeportivo italiano. Como si sus 750 CV no fueran suficientes. Así nos lo cuentan nuestros amigos de carscoops.com.

Para que te hagas una idea, un ‘Lambo’ con este chip alcanza los 790 CV y los 731 Nm de par (41 más), que llegan a sus cuatro ruedas. El preparador, eso sí, no desvela las cifras de prestaciones tras este ‘chute’ de anabolizantes. Pero, si tienes curiosidad por los datos, te valdrá esta referencia: el Aventador sin tunear pasa de 0 a 100 en 2,8 segundos.

¿Cuánto hay que pagar por estos caballos extra? 12.000 euros, unos 300 por CV (cierto, hay que contar el escape catalítico, pero así la cuenta nos sale redonda). No es barato, pero sabiendo que el precio del Lamborghini Aventador ronda los 400.000 euros, probablemente su propietario lo considerará calderilla.

Mcchip-DKR no ofrece mejoras estéticas en este kit de potenciación para el superdeportivo italiano, pero si estás empeñado en cambiar algo o en personalizar tu vehículo (ya que has incrementado la fuerza de su motor, que se note también a simple vista que tu coche es único), existen múltiples opciones en el mercado. Dependiendo de tus gustos personales y, sobre todo, de tu presupuesto, preparadores como Novitec o Mansory -ambos son viejos conocidos- tienen sus propias propuestas sobre la imagen de un Lamborghini Aventador. Y si lo que te mola es la fibra de carbono, estás de suerte, ya que muchas firmas te darán un juego completo de piezas en este material por un importe… que dista mucho de ser módico. La exclusividad se paga, amiguitos.

 

Tags

  • Superdeportivos
  • Lamborghini

Lecturas recomendadas