Los 5 pilotos más locos del Mundial de Rallys

No intentéis esto en casa.

Ver galería

Lo que vas a ver en la galería que tienes sobre estas líneas es una colección de maniobras geniales que han realizado algunos pilotos del Mundial de Rallys. Y no hablamos de participantes cualquiera, sino de los más locos que han pasado por el certamen.

Los momentos más locos del WRC 2016.

Bien, sabemos que donde hemos escrito ‘maniobras geniales’ algunos, en realidad, leerán ‘salvadas de casualidad’. Pero no vais a discutirnos el grado de demencia de nuestros protagonistas. Precisamente, por eso nos gustan. Son estos pilotos del Mundial de Rallys los que ponen la sal en unos tramos que los campeones recorren de forma casi robótica, perfecta, limpia, eficaz. Cierto, así es como han ganado sus títulos, sin cometer errores y sin dejarse llevar por esa voz interior que -suponemos- les pide desmelenarse y pisar un poco más el acelerador. Pero eso sería una locura. Podría tirar el trabajo de muchas personas (y de muchos, muchos meses) por la borda.

Ver galería

Pero quizá abriría la puerta a nuevos límites, a saber si se puede pasar un poco más deprisa por aquella curva, a arañar más segundos al crono para reducir distancias o con el fin de aumentar la ventaja. Sólo hay una forma de averiguarlo y nuestros protagonistas están dispuestos a jugársela. Así también se ganan campeonatos.

Cuando sale bien, las imágenes son espectaculares y el público las celebra. Por eso hay pilotos que están dispuestos a tirar del freno de mano -aun sabiendo que de lado, en muchas ocasiones, se pierde tiempo. Pero se gana destreza-. Cuando sale mal… los espectadores de los rallys, que suelen ser muy entendidos, lo perdonan. Comprenden que los pilotos se están jugando mucho y no hacen locuras por puro capricho (ejem. En la mayoría de los casos. No se puede generalizar): en el cerebro de quien está al volante, que no funciona al mismo ritmo que el de los demás mortales -y sí, esto lo digo de forma positiva-, lo que están pensando puede funcionar. O no. Pero había que intentarlo.

Tags

  • Motorsport
  • WRC