Pasar al contenido principal

Ferrari 296 GTB: ¿es más rápido que el F8 Tributo?

ferrari 296 gtb
Duelo de hermanos.

El Ferrari 296 GTB aterriza para sustituir al F8 Tributo. Aunque este último parece que salió a la venta hace escasos meses, fue presentado hace unos dos años, decidiendo la marca sustituirlo con este nuevo GTB. Si bien, no llegará hasta los primeros meses del año que viene, pero ya hemos descubierto todo lo que puede hacer este nuevo “cavallino”. Un coche que, como novedad principal, monta un sistema híbrido enchufable.

No te pierdas: Oficial: este es el Ferrari 296 GTB híbrido enchufable con un V6 y 830 CV

Ferrari 296 GTB

El Ferrari 296 GTB cuenta con un tren motriz que combina un bloque V6 de 3.0 litros de cubicaje con otro motor eléctrico. El primero, el de combustión interna, llega a ofrecer 663 caballos de potencia. Sumado a los 663 caballos de potencia citados encontramos un motor eléctrico de 122 kW, 167 CV, y 315 Nm de par. Conjuntamente este sistema híbrido declara una cifra total de 830 CV y 740 Nm de par motor, siendo notablemente más potente que el F8 Tributo de Ferrari.

El motor eléctrico MGU-K se ubica entre el motor y la caja de cambios, utilizando este motor un embrague específico para hacer posible la combinación. Gracias a sus 830 CV el Ferrari 296 GTB firma una aceleración de 2,9 s para el 0-100 km/h, con una velocidad máxima declarada de 330 km/h. Su peso total, a pesar de montar un motor eléctrico, se queda en 1.470 kg.

Ferrari F8 Tributo

Por su parte, el Ferrari F8 Tributo cuenta con un motor V8 de 3.9 litros sobrealimentado. Utiliza el mismo bloque que el 488 GTB, aunque potenciado hasta los 720 CV como la versión Pista del mismo modelo. Con él es capaz de acelerar de 0-100 km/h en 2,9 segundos, con una velocidad máxima declarada de 340 km/h. Todo, con un peso que según ficha es superior al del 296 GTB, unos 1.510 kg. Eso sí, con un 0-200 km/h de 7,3 segundos en el caso del 296 GTB, este último se coloca 0,3 segundos por encima del F8 Tributo.

Y además

Buscador de coches