Pasar al contenido principal

Prueba del Porsche 911 Carrera T: ¿El más dulzón de la gama?

Porsche 911 Carreta T

La versión asequible del 911 para aquellos que buscan similitudes con el GT3 pero con un precio y especificaciones menos radicales.

Este es un pedazo de la historia, al menos por su nombre. La prueba del Porsche 911 Carrera T que hemos realizado revela a la reinterpretación moderna del antiguo 911 Touring, que se fabricó entre 1968 y 1973 como la opción de acceso a la gama. Coche deportivo que, por cierto, se alzó como el primer Porsche en alzarse con la victoria en el Rally de Monte Carlo de 1968...

¡Este es el nuevo Porsche 911 Dakar! Un deportivo offroad limitado a 2.500 unidades

Un repaso rápido por la historia del motor para poner en contexto al nuevo Porsche 911 Carrera T de la generación 992, que trae un gran rendimiento con un precio y capacidades bastantes más asequibles que los de sus hermanos mayores.

Diseño clásico y un interior espectacular

Porsche 911 Carreta T

¿Hay que hablar del diseño de un Porsche 911? Más bien, dar algunas pinceladas. En esencia es el bólido que todos conocemos con los detalles de la nueva generación y sin un extravagante kit aerodinámico. ópticas frontales con las características cinco luces, una parte trasera suavizada en forma de agua, alerón activo, doble salida de escape, una infinite light...

Quizá la estética de un Porsche 911 992 no sea la mayor novedad, pero si algo funciona no hay necesidad de cambiarlo. A la inmensa mayoría del público le gusta y en Stuttgart lo saben. No defrauda con ninguna de sus líneas.

El interior es lo que está un paso más allá. Lo más especial de la prueba del Porsche 911 Carrera T fue el habitáculo, sin duda. Para empezar, una palanca de cambios de la vieja escuela para controlar la transmisión manual de 7 velocidades.

Además de ello, unos asientos baquet de fibra de carbono al más puro estilo alemán. Finos, robustos y cómodos en todos los aspectos. Perfectos para pilotar un coche que hace gala de un gran volante deportivo, un cuadro de instrumentos a caballo entre lo digital y lo analógico y una abundante botonería física que no relega el control del vehículo a las pantallas multimedia.

Como curiosidad, por un módico precio que se acerca a los 2.000 euros, obtienes dirección en las ruedas traseras, una palanca de cambios con short shift y rebajada en 10 mm, menos aislamiento acústico y el ajuste eléctrico de los asientos baquet. Detalles necesarios en un bólido simplificado.

Quizá siete marchas son demasiadas para un manual, y la opción de punta tacón automática (o rev-matching para los entendidos) en las reducciones es poco lúcido para un coche que merece el apodo de 'fiesta analógica'. Y decir eso de un Porsche es precisamente un halago.

Motor del Porsche 911 Carrera T

Este Porsche 911 Carrera T cuenta con un motor bóxer de 6 cilindros biturbo de 3,0 litros que hace uso de gasolina 98 para alcanzar un máximo de 7.500 rpm y generar 385 CV y 450 Nm de par máximo en un deportivo con un peso de 1.470 kg en vacío.

Unos 35 kg más pesado que el Porsche 911 GT3 sin la caja de cambios automática PDK de 8 velocidades opcional. Si bien no va desencaminado, teniendo en cuenta que el Carrera T cuenta con plazas traseras, vidrios que no están pensados para reducir peso y mucha menos fibra de carbono...

En cuanto a aceleración, este Porsche 911 Carrera T puede firmar un 0 a 100 km/h en 4,5 segundos y alcanzar 291 km/h de velocidad máxima. Una primera cifra que mejora con la transmisión PDK hasta los 4,0 segundos, ni más ni menos.

Al volante del Porsche 911 Carrera T

Porsche 911 Carreta T

El terreno de pruebas de este deportivo fue una carretera que atravesaba un cañón cercano a Los Ángeles, que te permitía usar acelerador a fondo de manera intermitente a la vez que llevabas al extremo al coche en muchas curvas.

Como de costumbre, la ingeniería alemana hizo gala de un estilo suave. Todo está compenetrado y equilibrado, y pese a lo que pueda parecer, no surge la necesidad de una mayor potencia o carga aerodinámica.

Así es el Porsche 911 GT3 RS 2023: esencia de competición homologada para carretera

La palanca de cambios fruto del extra es una maravilla capaz de producir grandes sensaciones en un coche cuyo juego de embrague, freno y acelerador se convierte en un baile continuo que esperas que no cese nunca. 

Como mención especial, cabe destacar a las suspensiones deportivas PASM 10 mm más bajas que el modelo de serie, que soportan el balanceo de los pesos sobre las enormes ruedas de 20 y 21 pulgadas con firmeza hasta que el diferencial autoblocante hace de las suyas en curvas. Nada que no puedas controlar mientras el escape ruge con fuerza.

Entonces... ¿Es el Porsche 911 GT3 versión asequible?

Porsche 911 Carreta T

El precio del Porsche 911 Carrera T en España es de 143.314 euros. Un coste considerablemente inferior al Porsche 911 GT3 de acceso, que cuesta la friolera de 206.813 euros. Aunque los guiños en diseño a su hermano mayor son claros, está muy lejos de ser una máquina de competición.

Se trata más bien de un deportivo perfecto para la comodidad de los viajes largos con algunos momentos de felicidad que te empujan a lanzarlo sin amor a la vida por las curvas, donde notarás rápidamente de lo que es capaz.

Más ágil, elegante y potente que un Porsche Carrera estándar por poco más de 40.000 euros. Casi la diferencia que lo posiciona en medio de la gama frente al 911 GT3. Esa es su alma: el equilibrio de todas sus capacidades.

Porsche 911

Porsche 911
Ver todas las versiones

Etiquetas:

Coches deportivos

Y además

Buscador de coches