Pasar al contenido principal

Vídeo: así se fabricaba el Ferrari F40. Sí, el unicornio italiano

¿Quién quiere echar un vistazo al lugar donde nacen los sueños?

Imagen de perfil de Alex Aguilar
Ferrari F40

¿Te flipan los documentales de fauna salvaje? Entonces te encantará lo que traigo conmigo hoy... pues no todos los días puede echársele un vistazo al nacimiento de un unicornio: así se fabricaba el Ferrari F40. Y te encantará el proceso por mucho que en aquel momento tu artefacto favorito fuera el 959 con el que Porsche le dio una buena patada a los límites imaginables de los superdeportivos. 

Prueba del Ferrari F40: ¡el único con ABS y control de tracción del mundo!

Como doy por hecho que conoces la historia del Ferrari F40 sobradamente, no ahondaré demasiado en ella y me limitaré a hacer un breve repaso de las cifras que lo convirtieron en el sueño de varias generaciones enamoradas de la velocidad, las prestaciones y las alfombras voladoras de color rojo: se trata de uno de los modelos más especiales de la firma del cavallino y nació en 1987 coincidiendo con el trigésimo aniversario del nacimiento de la marca de coches de Maranello. Por si este detalle no fuera suficiente para hacerlo especial, sus creadores decidieron tratar de darle un buen bofetón a sus rivales colocando tras la espalda de sus ocupantes un bloque V8 de 2,9 litros capaz de desarrollar 480 CV con los que podía alcanzar los 100 km/h en 3,7 segundos... con una punta de 321. Sí, fue el monstruo más rápido de su tiempo. Y sí, la anterior marca la estableció el Porsche 959 -aquí el único descapotable que existe- un año antes con 320. Ah, los ochenta. 

 

 

¿Te ha gustado el vídeo que muestra cómo se fabricaba el Ferrari F40? Sé que la respuesta es afirmativa. Y también sé que es la mejor golosina que podría darte en este aciago lunes de agosto en el que, más que probablemente, estés maldiciendo tu existencia si todavía no has empezado tus merecidas vacaciones de verano... o acabas de incorporarte al trabajo tras disfrutar de ellas. Como es mi caso. Qué duro es esto, maldita sea. Qué duro.

 

Y si te van los Ferrari... ¡aquí tienes todo lo que necesitas saber sobre ellos!

Lecturas recomendadas