Pasar al contenido principal

Opinión: ¿merecen realmente la pena los Dacia por calidad/precio?

¿Es una buena idea comprar un Dacia?

Coches nuevos por menos de 7.000 euros - Dacia Sandero

Dacia es una marca que levanta odio y pasiones a partes iguales. Por una parte tenemos a los partidarios de esta marca de origen rumano, que no cesan de dar opiniones de Dacia, siempre positivas, hasta en el rincón más profundo de la red. Estos afirman que son coches honestos, baratos y sin grandes artilugios: que no pretenden engañar a nadie. Por otro lado, Dacia también tiene muchos haters que afirman que su calidad general es tan baja que no merece la pena apostar por ellos. ¿Son buenos los Dacia? ¿Son los mejores coches en cuanto a relación calidad-precio?

Te interesa: 5 coches económicos nuevos que son una buena oportunidad

Yo en estos asuntos siempre intento posicionarme en un término medio, intentando ver la parte positiva de cada opinión. Dacia es una marca útil, de eso no cabe la menor duda: ofrece la posibilidad de comprar un coche nuevo a precio de coche usado. Es cierto, la calidad de sus plásticos o su equipamiento dejan mucho que desear, pero desde un punto de vista estético y funcional, la verdad es que cumplen para toda esa inmensa mayoría que únicamente quiere un coche para ir del Punto A al Punto B sin importarle lo más mínimo el ‘qué dirán’.

 

Vídeo: 5 coches que harán que tu vecino te odie

 

Yo he probado varios Dacia y la verdad es que son coches pensados para eso, para ser funcionales y baratos. Evidentemente, como todo en la vida, no puedes esperar esos detalles que hacen pagar más por un coche, como equipamiento a la última o ese tipo de detalles que te hacen sentir bien y que no tienen precio. Pero a cambio te estás llevando a casa un coche nuevo, con todo lo bueno que ello conlleva: sabes que ese coche va a estar bien tratado.

Ahora bien, ¿merece la pena apostar por los Dacia? Bueno, ahí la cosa ya no está tan clara. ¿Por qué digo esto? Pues porque el mercado de ocasión es casi tan amplio como la Vía Lactea y, si buscas, puedes encontrar coche que cumplan muchas de las condiciones de un Dacia pero mejorando en muchos aspectos. Claro, esto te dará igual si quieres un coche para ir del Punto A al Punto B sin ningún tipo de emoción, pero te hará plantearte muchas preguntas si valoras la calidad de acabados o otros muchos detalles.

Imagina que tienes que comprarte un coche barato y tienes unos 12.000 euros para gastar. Un compacto, diésel y con el equipamiento mínimo: aire acondicionado, radio, o regulador de velocidad, un equipamiento extra necesario. Con pintura metalizada, un Dacia Sandero con motor dCi de 90 CV sale por 12.084 euros. Imagino que ahí los concesionarios pueden ofrecer descuentos extras para dejarlo, nuevo, por unos 10.000 euros. Es un buen precio, sí, pero si echamos un vistazo al mercado de segunda mano, por ese precio tienes varias opciones interesantes.

 

 

Por ejemplo: un Seat Ibiza, diésel de 105 CV, con el equipamiento básico y unos 20.000 km, está también en torno a los 10.000 euros. Eso teniendo en cuenta que tu único objetivo sea tener un coche para ir del Punto A al Punto B. Si quieres un coche ‘bien’, ya sea para viajar o para disfrutar al volante, por 10.000 euros las posibilidades son inmensas: desde un BMW Serie 1 hasta algo más exótico como puede ser un Volkswagen Golf GTI de hace unos añitos: aquí tienes 7 coches de segunda mano que debes comprar.

¿Merece la pena Dacia? Yo creo que son coches dignos, son coches que necesariamente deben estar en un mercado, porque aportan un Plan B muy interesante para aquellos que quieren gastarse poco en su medio de transporte sobre cuatro ruedas. Ahora bien, para nosotros, para petrolheads, que prácticamente podríamos dormir dentro de nuestro coche, creo que el mercado de ocasión ofrece muchas opciones, muy interesantes, para hacerte con un coche. 

Creo que marcas como Seat o Renault, que están haciendo muy bien las cosas últimamente y dejando unos precios finales de venta muy ajustados, le pueden plantar cara en cuanto a relación calidad-precio. Lo que está claro es que si quieres precios irrisorios y quieres un coche nuevo, Dacia es tu mejor opción: no creo que te dé sustos económicos, su mantenimiento es muy simple y no tiene grandes defectos de fiabilidad.

Lecturas recomendadas