Pasar al contenido principal

Opinión: ¿es el interior del Lamborghini Urus el mejor del año?

Una mezcla entre lujo clásico, sofisticación y mucha tecnología.

lujo SUV cuero alcantara deportivo alta gama

¿Puede combinarse deportividad y practicidad en un interior? Sí, es bastante factible. ¿Puede combinarse robustez y deportividad en un mismo interior? Eso ya es más complicado. ¿Puede el interior de un todoterreno ser deportivo? El interior del Lamborghini Urus deja muy claro que sí que se puede. Hoy toca echar un vistazo en detalle al interior de uno de los coches de 2018 que más buenas noticias nos va a aportar, seguro.

El interior de un Lamborghini siempre ha mantenido algo en común: es anguloso, muy deportivo, contundente, sin medias tintas. El interior del Lamborghini Huracán o del Lamborghini Aventador es un buen ejemplo. La intención de los diseñadores en Sant’Agata era reproducir esa sensación de deportividad pero en el cuerpo de un todoterreno de lujo, con una mayor sensación de robustez pero siempre mirando de reojo la deportividad más salvaje. 

 

 

Para conseguirlo, en el Lamborghini Urus tomaron como base el interior del Huracán, con una consola muy tendida y muchos ángulos rectos en cada rincón del habitáculo. Te recomiendo que eches un vistazo en la galería que tienes sobre estas líneas para hacer un repaso visual del interior del Lamborghini Urus y darte cuenta que estas líneas rectas están presentes de la misma manera: desde la parte superior del cuadro de mandos hasta la forma de los asientos, desde las inserciones metálicas hasta el borde de las bocas del sistema de climatización.

 

Interior del Lamborghini Urus: lujo, deportividad y tecnología

Esa contundencia estética convence: aporta fuerza y garra al interior, pero a su vez también hace que se sienta un interior robusto y propio de un todoterreno. El tunel elevado de la transmisión, con un cockpit que te envuelve es típico de cualquier superdeportivo y eso hará que cuando te sientes a los mandos del SUV más deportivo del mercado puedas trasladarte, con relativa facilidad, al universo Lamborghini. Elementos como la fibra de carbono terminarán de poner el punto racing necesario en un coche así.

Pero ahora bien, es un deportivo, sí, pero también es un SUV de lujo, pensado principalmente para viajar antes que para pasarlo bien en un circuito o en un puerto de montaña. El interior del Lamborghini Urus debía ser también lujoso, un lujo clásico que, aunque alejadísimo de lo que propone el Bentley Bentayga, tiene que convencer a alguien que se está dejando más de 200.000 euros en él. La exquisita tapicería de cuero en estilo envejecido es un guiño que gustará y muchos a quienes busquen ese toque de clase: si esperas madera, este no es tu coche.

 

Vídeo: el Lamborghini Urus en acción...¡sobre la nieve!

 

Lo que termina por marcar la diferencia en el interior del Lamborghini Urus es el extenso uso de la tecnología, convirtiéndose, de lejos, en el más avanzado de la gama y en uno de los todoterreno más tecnológicos en el interior, con hasta tres enormes pantallas en el salpicadero, una desde la que controlar el sistema de entretenimiento, navegador o sistema de audio, una inferior, encargada de modificar el sistema de climatización, y por último un cuadro de mandos digital heredado de Audi, capaz de mostrar información relevante de todo tipo.

Un interior con un toque deportivo muy marcado, con lineas contundentes, un toque de lujo marcado con cuero de altísima calidad y la máxima tecnología, solamente comparable a día de hoy con el nuevo Range Rover Velar. ¿Es el interior del Lamborghini Urus el mejor del año? Sin lugar a dudas está entre los mejores.

Lecturas recomendadas