Pasar al contenido principal

Range Rover 2018: ¡restyling estético y versión híbrida enchufable!

Este mito de los todoterreno de lujo se renueva sutilmente.

Sí, estéticamente los cambios del Range Rover 2018 son sutiles, pero en cuanto a tecnología y motores los cambios son realmente importantes. El todoterreno más lujoso del mercado, con permiso del Bentley Bentayga, con casi 50 años a sus espaldas, se renueva siguiendo la línea que ya hemos visto en algunos de sus hermanos de gama, empezando por el Range Rover Velar y siguiendo con la actualización del Range Rover Sport 2018

Te interesa: así ha evolucionado el Range Rover en su historia

¿Cuáles son las novedades más importantes del nuevo Range Rover? Quizás la más relevante sea la incorporación, por primera vez en su historia, de una versión híbrida enchufable. El Range Rover P400e combina un avanzado motor de gasolina de cuatro cilindros Ingenium con 300 CV y un motor eléctrico de 116 CV. Esta versión cuenta con baterías de iones de litio con una capacidad de 13,1 kWh que le dotan de una autonomía en modo eléctrico de 51 km. 

 

Vídeo: Range Rover Sport P400e híbrido

 

En conjunto, el Range Rover híbrido enchufable produce 404 CV y se coloca como la opción más racional de la gama, teniendo en cuenta su gran eficiencia de combustible, con un consumo medio homologado de 2,8 litros a los cien y unas emisiones de 64 g/km. Las prestaciones también son más que destacables, con una aceleración en el cero a cien de 6,8 segundos y una velocidad máxima de 220 km/h. Para este nuevo modelo, Land Rover ha preparado dos modos de conducción: el primero combina ambos motores, mientras que el Modo EV utiliza únicamente el motor eléctrico para propulsar a este grandullón.

Gracias a su cargador de 7 kW se podrá cargar por completo las baterías del coche en 7,5 horas con una toma de 10 amperios. Con el cable de carga rápida, conectado a enchufes que permitan una potencia superior a 32 amperios, se podrá cargar en apenas dos horas y tres cuartos. El sistema de carga también permite programar la carga para aprovechar el momento más adecuado para ello, especialmente hablando de costes.

En cuanto al diseño, el Range Rover 2018 recibe cambios pero siempre sutiles, con mejoras en apartados como los faros, ahora todos con tecnóloga full LED, pilotos renovados, nuevas llantas, nuevos colores, etc. Lo típico de un restyling de este tipo. En el interior del Range Rover 2018, no obstante, los cambios son más importantes, con la incorporación de las cámaras que ya vimos en el Velar y que le dan un toque mucho más tecnológico, manteniendo sin cambios el resto del habitáculo. 

 

 

Los asientos también son nuevos y buscan el máximo confort. “El interior del nuevo Range Rover incorpora un habitáculo más refinado y espacioso que nunca centrado en mejorar la experiencia del cliente desde el primer contacto. Teniendo esto presente, hemos utilizado materiales de mayor calidad para crear una experiencia de auténtico lujo. Algunos cambios evidentes son los asientos más amplios y el espacio de almacenamiento mejorado, pero son los toques sutiles los que hacen este diseño tan atractivo”. Comenta Gerry McGovern, director de diseño de Land Rover.

Cada versión puede contar con diferentes tipos de tapicerías, como el cuero semi-anilina o los asientos traseros convertidos en auténticas butacas en las versiones con carrocería larga. El interior del Range Rover 2018 también incluye tecnología al servicio del lujo, como por ejemplo los parasoles automáticos con control gestual o las persianas automáticas que se bajan cuando los pasajeros abandonan el coche en condiciones de calor para evitar el calentamiento del habitáculo. Detalles que molan.

Como la iluminación ambiental: el Range Rover pueden personalizar la atmósfera lumínica del interior entre 10 colores y variando la intensidad de los LED. El sistema Touch Pro Duo, con las dos pantallas, aseguran un amplio sistema de entretenimiento, claramente manejable y con muchas posibilidades. El conductor cuenta ahora con una pantalla de 12 pulgadas y excepcional nitidez en el cuadro de mandos que se combina con un Head-up display que proyecta en el parabrisas una superficie de 10 pulgadas donde se puede ofrecer todo tipo de información.

 

 

Por supuesto, en cuanto a conectividad el nuevo Range Rover equipa todo lo que se puede esperar: reconocimiento por voz, disco duro, conexión a internet, puertos USB y HDMI, dos tomas de 12 V, una toma de corriente doméstica y hasta ocho conexiones Wi-Fi 4G. Como te puedes esperar, en cuanto a sistemas de asistencia a la conducción, este Range también equipa todo lo que puedas imaginar, desde el sistema que monitoriza el estado del conductor hasta un sistema de control de crucero adaptativo con función de conducción autónoma en atascos.

Y para que quede claro que el Range Rover 2018 no renuncia a su estilo y que podrá seguir siendo un coche para subir el Everest como un marqués, la marca le ha dotado del sistema Terrain Response 2 mejorado que calibra diferentes componentes del coche para conseguir la máxima tracción y efectividad también fuera del asfalto. La suspensión regulable en altura también permite sobrepasar los obstáculos más complicados, mientras que elementos como el bloqueo del diferencial trasero o el nuevo sistema ‘low tracción launch’ para salir de situaciones con poca tracción hacen que este todoterreno de lujo sea casi imparable.

El Range Rover 2018 llegará al mercado a finales de año con una gama de motores formada por seis mecánicas, dos diésel, tres gasolina y la versión híbrida enchufable. La gama comienza con el V6 diésel de 258 CV y le sigue el V8 diésel con 339 CV y 740 Nm de par. El motor V6 gasolina de tres litros genera 340 CV, mientras que en medio de esa gama se coloca el híbrido con sus 404 CV. En la cúspide de la gama encontramos dos versiones V8 sobrealimentadas, con 525 CV y los brutales 565 CV y 700 Nm de par de la versión SV-Autobiography Dynamic. ¿Los precios? De momento son una incógnita, todavía tendremos que esperar un poco. Mientras tanto te recomiendo que eches un vistazo a la galería de fotos que tienes en lo más alto de este artículo.


 

Y además