El vehículo más insólito del off-road: RoxDawg Abnormal

RoxDawg Abnormal

Gustavo López Sirvent

Este ¿todoterreno? lo ha creado Alec Yeager para competir en la disciplina off-road del rock crawling, en Estados Unidos. Lleva un motor Volkswagen diésel 1.9 y un radiador con 16 ventiladores. Puede trepar paredes sin dificultad.

Es muy recurrente acudir al término abstracto cuando lo que ves no sabes cómo definirlo porque rompe los cánones definidos, porque quizá nunca habías visto algo así o por su originalidad. A lo mejor su nombre, RoxDawg Abnormal, pueda darte alguna pista. Sabemos que tienes en mente películas de ciencia ficción donde quedaría genial. Estamos de acuerdo contigo.

Ahora viene lo difícil. ¿Cómo llamamos a este vehículo? ¿Coche? ¿Todoterreno? ¿Tractor? Lo cierto es que el creador, Alec Yeager (propietario de la firma  Rock Dawg, rebautizada como RoxDawg) está especializado en este tipo de artilugios extremos que se han diseñado para competir en la disciplina off-road del rock crawling.

Este granjero de Nebraska jubilado ya había hecho otros modelos de este tipo y el RoxDagw Abnormal es la evolución de los anteriores ejemplares. 

Este rara avis con ruedas tiene un sistema hidráulico con el que es capaz de extender su distancia entre ejes, haciéndolo de manera independiente. De esta forma se puede ampliar el eje delantero, el trasero, o ambos a la vez. Así, consigue que su batalla alcance los cinco metros. 

Si lo quieres ver en acción, aquí tienes el vídeo que ha colgado en Youtube el canal Wrecked Gear.

Bien podría pasar por el Gadgetomóvil del inspector Gadget, ya que otra de sus facultades es aumentar su distancia al suelo. Este vehículo puede ajustar diferentes alturas el eje delantero, trasero o los dos a la vez. Y todo ello de forma independiente. 

Con esta laxitud de patas reparte el peso en un lado o en el otro con el fin de adaptarse a un obstáculo o, simplemente para trepar por las paredes. Y sin apenas darte cuenta puede estar en lo más alto y, además, con la ley del mínimo esfuerzo. 

Si te estás preguntando qué tipo de mecánica mueve a este todoterreno (o llámalo X), te diremos que equipa un motor Volkswagen turbodiésel de 1.9 litros. El propulsor lleva una refrigeración de un radiador equipado con 16 ventiladores. Está pensado para evitar que el motor se pare si alguno de los ventiladores se rompe. 

El Abnormal carece de carrocería, como ya habrás visto. Dispone de un chasis tubular y su mecánica queda al desnudo, así como todo el mecanismo que lo hace extensible en altura, longitud o inclinación. De igual manera, ofrece ruedas direccionales independientes, siéndolo también la suspensión 4x4 y diferenciales de bloqueo en ambos ejes, además del central.

Dentro de su nimio habitáculo verás que lleva dos baquets de competición con arneses y presenta diferentes paneles para ajustar su sistema hidráulico e ir variándolo mientras sube montañas o sortea obstáculos. Según su creador, "es muy sencillo de manejar". Estaría bien probar para ver hasta dónde llegamos con este Abnormal...

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: Coches raros