Los mejores concepts cars de BMW

El 3.0 CLS Hommage desvelado en Italia nos da la excusa perfecta para repasar los mejores concept cars de BMW. ¿Estás preparado?

BMW Concepts

Si hacemos una lista de los mejores concept cars de BMW, seguro que aparecen muchos nombres en tu mente… Pero sólo un modelo tiene el honor, en los 10 años de historia de la compañía, de haber rescatado la marca. ¿Qué relación hay entre unos y otro? Un poco de paciencia, sigue leyendo.

Como sabrás, el fabricante fue muy bueno produciendo motores de avión durante la Primera y la Segunda Guerra Mundial. Asimismo, sacó de sus líneas de montaje coches icónicos, como el 507. Pero a finales de los años 50 estaba enfrentándose a la ruina financiera y a la posibilidad de ser vendido.

Si no hubiera sido por el éxito del BMW 700 (y de su predecesor, el icónico Isetta), quizá habríamos heredado un mundo en el que no existirían el M5, el M3 o el 3.0 CLS. Y sería un mundo muy oscuro y aburrido. Así que deberíamos sacarnos el sombrero ante el pequeño vehículo de propulsión trasera -y con motor posterior-, ya que allanó el camino para la recuperación de la marca y le permitió la independencia económica. Trajo la libertad para crecer, construir y experimentar.

De alguna forma, ahí están las raíces de los coches de esta lista. Se trata de los mejores concepts de BMW; este ‘catálogo’ ha sido inspirado por el 3.0 CLS Hommage desvelado en Italia. Porque, si bien es un prototipo precioso, no es el más extravagante que la automovilística ha construido. Para ver los mejores ejemplos, tendrás que seguir leyendo…

1969: BMW Spicup

BMW Spicup
Bertone firma el diseño del BMW Spicup.

Presentado en el Salón de Ginebra de 1969 (la unidad llegó a ponerse a la venta hace algunos años), fue creación de Bertone. Estaba basado en un 2000 CS modificado y mostraba dos paneles de techo retráctiles, realizados en acero inoxidable. Aparte de esto, es un Alfa Montreal y un Lamborghini Espada -Marcelo Gandini fue el responsable de su imagen- con un motor BMW 2.5 de seis cilindros en línea bajo su capó.

1972: BMW E25 Turbo

BMW E25 Turbo
El predecesor del BMW M1 es tan alucinante como el modelo de producción.

¿Te suena? No nos extraña: estás ante el predecesor del increíble BMW M1. Construido para los Juegos Olímpicos de Múnich en 1972 como ‘plataforma rodante’ para experimentar con nuevas tecnologías, incluía un avanzado sistema de radar que advertía sobre prohibiciones, hippies y otros riesgos del día a día.

El lenguaje de diseño de Paul Bracq encontraría después su expresión en el mencionado M1, la Serie 8 y el Z1 (exacto, el roadster Z con ESAS puertas).

1991: BMW Nazca Concept

BMW Nazca concept
El diseño del BMW Nazca M12, con el que debutó Giugiaro, pesaba 1.100 kilos.

Hay mucho, muchísimo en este concept. El BMW Nazca M12 fue la obra iniciática de Fabrizio Giugiaro, que por aquel entonces tenía 26 años. Se inspiró en los monoplazas de Fórmula Uno y en los Grupo C, grandes referencias, si nos permites opinar.

La estructura y la carrocería eran de fibra de carbono, que se unían a componentes de aluminio para dejar el peso en 1.100 kilos. El capó y el maletero estaban hechos en una sola pieza; además, contaba con un parabrisas que se extendía por todo el coche, permitiendo una visibilidad de 360º.

Por cierto, también tenía un motor V12 de 5 litros y casi 300 CV que venía del 850i, aunque aquí estaba montado en posición central. Se asociaba a una caja de cambios manual de cinco marchas que mandaba la fuerza al eje posterior. Asimismo, mostraba puertas de tipo ‘alas de gaviota’, lo que es excelente.

1995: BMW Z18 Concept

BMW Z18 Concept
El primer roadster off-road de BMW es algo que aún es posible. ¡Por favor, que llegue a la producción!

Esta pequeña rareza fue el primer roadster ‘off-road’ desarrollado por BMW. También te habrás dado cuenta de que es el único roadster ‘off-road’ desarrollado por BMW. Posiblemente, hay una buena razón, a pesar de que es magnífico.

Tenía un propulsor V8, tracción total y una carrocería de plástico montada sobre una estructura de acero. Ah, y su interior podía reconfigurarse. Señores de la marca bávara, por favor, por favor, llévenlo a la producción. Todavía no es demasiado tarde.

1999: BMW Z9 Gran Turismo

BMW Z9 Gran Turismo
Las puertas tipo alas de gaviota son algo que cualquier vehículo debería tener. Este concept de BMW las luce con orgullo.

Estamos ante el estudio de diseño que abanderó el regreso del BMW Serie 6 a la gama actual de la compañía. Dibujado por Chris Bangle, llegó en 1999.

En el habitáculo aparecía una primera aproximación al iDrive de la marca. Y bajo su capó se encajó la mecánica diésel 4.0 V8 que finalmente encontró su camino en el 740d.

El exterior, por supuesto, estaba hecho de la indispensable fibra de carbono sobre una estructura de aluminio, aunque con un ‘extra’ vital: ¡puertas de tipo alas de gaviota! Por qué BMW nunca construyó un Serie 6 con esta clase de puertas es algo que se nos escapa.

2001: BMW X Coupé Concept

BMW X Coupé Concept
Este SUV-coupé tiene una zaga que deja todo a la vista.

Toda una sorpresa en el Salón de Detroit de 2001, el X Coupé sigue siendo asombroso hoy en día. Ésta es la idea de BMW sobre desafiar las convenciones e ir más allá de los límites… y vaya si lo consigue.

Este concept tenía la base de un X5; era un coupé con tracción total, ‘a lo loco’. Estaba propulsado por un motor 3.0 diésel y contaba con una zaga que dejaba a la vista cualquier rincón del interior.

¿Está muy lejos de un producto real? No tanto. De alguna forma extraña, fue el precursor del X6. Y de muchos otros SUV-coupé. Aunque todavía parece un tipo raro.

2006: BMW Concept Coupé Mille Miglia

BMW Concept Coupé Mille Miglia
Fibra de carbono sobre el chasis de un Z4 M Coupé. No se puede pedir más.

El BMW Concept Coupé Mille Miglia es, seguramente, lo que la gente de los años 50 imaginaba cuando les preguntaban cómo sería el futuro del automóvil. Y era una idea muy bonita.

Con formas claramente inspiradas en las del clásico 328, este prototipo viste una carrocería de fibra de carbono sobre el chasis de un Z4 M Coupé. Lo que significa un feliz propulsor 3.2 ofreciendo unos aún más felices 345 CV. Exacto, el mismo motor de un M3 E46.

2007: BMW Concept CS

BMW Concept CS
Iba a llegar a las líneas de montaje, pero la situación financiera detuvo estos planes.

Con unas dimensiones similares a las de un Serie 7, este BMW nos puso realmente tristes. ¿Por qué? Si bien nos emocionamos cuando la marca empezó a decir que lo llevaría a la producción, la idea fue cancelada en 2008 debido a la inestabilidad financiera. Sin embargo, el CS sigue siendo impresionante: líneas que fluyen, pistas sobre “un grupo propulsor que está a la altura de su carácter dinámico” y un perfil bajo con un morro de tiburón. Genial.

2008: BMW GINA Concept

BMW GINA Concept
En el GINA, la idea era cambiar las formas del coche según las preferencias del conductor.

Lo sencillo, primero: este prototipo se asienta sobre el roadster Z8. Y aquí termina lo fácil.

La carrocería está hecha de… bueno, de un material flexible que se adapta a una estructura de metal reforzada con fibra de carbono. La idea era que el conductor pudiera cambiar la forma del coche. Su diseñador, Chris Bangle, apostó a que éste sería el futuro del automóvil: permitir a los clientes crear sus propios vehículos bajo las premisas que ellos quisieran. Una ojeada rápida a cualquier parking revela que las predicciones de Bangle quizá han sido un poco optimistas. Y a lo mejor, sugerimos, es por el daño potencial que puede causar un gamberro con unas tijeras.

2008: BMW M1 Hommage Concept

BMW M1 Hommage Concept
Los homenajes al M1 son más que merecidos. Este concept recuerda el 30º aniversario de su lanzamiento.

A BMW le gusta su historia y, con modelos como el M1 salpicándola, tiene todo el derecho del mundo a estar orgullosa de ella.

Esta revolución llegó al Concorso d’Eleganza de 2008 rememorando el 30º aniversario de la creación del BMW M1 original, el único y verdadero supercoche de la compañía. Así que el prototipo tiene proporciones similares, su altura al suelo es mínima y muestra la amplia arrogancia que había en los años 70, pero con un halo de modernidad, gracias, una vez más, a Chris Bangle.

No hay nada que decir sobre el motor, ya que estamos ante un ejercicio de diseño, pero nos atrevemos a sugerir un V12. Imagina…

2009: BMW Vision Efficient Dynamics

BMW Vision Efficient Dynamics
Mejorar un concept como el BMW Vision Efficient Dynamics parecía imposible... Pero llegó el i8. Y salió de las líneas de montaje.

El VED apareció en 2009 e inmediatamente se convirtió en uno de los concepts de los que más se ha hablado en la historia reciente, sobre todo porque estaba lleno de capas. Y de tecnología.

Escondía un grupo propulsor turbo e híbrido que prometía las prestaciones de un BMW M3, pero con unas emisiones menores de 100 g/km de CO2; eso equivale a comer un montón de porciones de tarta sin engordar demasiado. Además, llegó a la producción encarnado en el i8. Todavía mejor.

2011: BMW Vision Connected Drive

BMW Vision Connected Drive
El BMW del futuro está conectado a otros coches, al entorno, a tu cerebro...

Ésta es la idea que BMW tiene del futuro: los coches, aparentemente, se convierten en tu cerebro, aunque sin la dolorosa lobotomía que acompaña esta ambición. El Vision Connected Drive es la representación del fabricante de un porvenir en el que los vehículos están conectados; tiene cosas como un head-up display, un ‘buscador emocional’ que captura información sobre el vecindario por el que estás conduciendo e incluso fibra óptica multicolor en la carrocería. Literalmente, una locura.

2011: BMW 328 Hommage Concept

BMW 328 Hommage concept
El 328 homenajea a su homónimo de los años 30.

Sí, sí y sí. Aquí hay tantas cosas buenas que no sabríamos por dónde empezar. El BMW 328 Hommage es un… bueno, un homenaje al 328 de los años 30, uno de los mejores coches de carreras de la compañía. Construido en plástico reforzado con fibra de carbono y con un motor 3.0 de seis cilindros en línea, es una mezcla de aluminio, cuero, potencia y nostalgia, todo ello envuelto en las formas de un biplaza. Sí, de nuevo.

2012: BMW Zagato Coupé Concept

BMW Zagato Coupé Concept
Basado en el Z4, el Zagato Coupé Concept es completamente artesanal.

Otro debutante en el Concorso d’Eleganza; este pequeño, basado en el Z4, llegó en 2012 con la ambición de dar una nueva chispa a los deportivos artesanales del pasado.

¿Cómo lo hicieron? La carrocería está completamente construida a mano (al igual que los BMW 328 de los años 30, de nuevo) y confeccionada según el concepto ‘Vmax’… lo que significa ‘ir rápido’. Tenemos la clásica parrilla con forma de doble riñón, un techo-burbuja y una zaga tipo Kamm (ya sabes, como si hubiera sido cortada por una guillotina). Asimismo, se creó con un molde único, cuyo nombre interno en clave imaginamos que era ‘Excelente’.

2013: BMW Vision Gran Turismo

BMW Vision Gran Turismo
Vale, está creado para un videojuego, pero este concept de BMW es igualmente espectacular.

Vale, estamos rizando el rizo, ya que este concept fue ‘fabricado’ para el videojuego Gran Turismo 6. Y eso es casi todo lo que sabemos.

2015: BMW 3.0 CSL Hommage concept

BMW 3.0 CSL Hommage
El CSL Hommage fue desvelado en 2015.

El CSL original es uno de los elementos fijos en el ‘Muro de la Excelencia’ de BMW y, con un apodo como ‘Batmóvil’, no necesitas preguntarte por qué. Este concept (develado en el Concurso Villa d’Este de 2015) es un homenaje amarillo al fabuloso vehículo de los años 70.

Hay montones de plástico reforzado con fibra de carbono y líneas que recogen las notas del CSL original, pero incluye la nueva filosofía de diseño de la marca en un paquete de furia.

Hasta aquí nuestra lista, aunque también deberíamos hacer un par de menciones honorables al BMW Hurricane de 1964, al BMW 528/502 o al M8 que merodea por los alrededores de la sede del fabricante…

No te pierdas...

Desvelado: el concept BMW Vision Next 100.

Lecturas recomendadas