Pasar al contenido principal

Comprar un coche en Alemania: todo lo que debes saber

Comprar un coche en Alemania: todo lo que debes saber
Es el mayor mercado del automóvil de Europa

Como sucede con las subastas de coches, comprar coche en Alemania es uno de esos temas que salen a menudo en las conversaciones, casi siempre porque alguien conoce a alguien a quien le ha salido muy bien. Sin embargo, cuando uno se plantea seriamente hacerse con con un vehículo de segunda mano en Alemania, surgen tantas dudas que terminan por echar para atrás a más de uno. No te apures, nosotros te contamos todo lo que debes saber:

ITV para motos: en 2020 más difícil

¿Por qué Alemania es el mercado ideal para comprar un coche usado?

Hay varios motivos por los que comprar coches en Alemania es interesante, el más evidente es su volumen: con un 65% la superficie de España, tiene casi el doble de habitantes (80 millones), con poco paro y salarios mucho más altos que aquí en general.

Además, las grandes marcas de lujo como Mercedes, Audi y BMW, están radicadas allí. Así, en los estados del sur, especialmente Baviera donde BMW tiene su sede hay mayor concentración por habitante de coches de esta marca que en ningún otro lugar del planeta. El fabricante ofrece descuentos a sus empleados del 30% y, como la ITV se comienza a pasar a los tres años, esta es, aproximadamente la frecuencia con la que los bávaros renuevan su coche. 

No te pierdas: Todos los coches nuevos que llegan en 2019

Cómo comprar un coche en Alemania, paso a paso

Si tu presupuesto no es muy abultado, lo más económico es que seas tú quien viaje hasta Alemania y te lo traigas el coche conduciendo.

Nosotros nos liamos la manta a la cabeza e hicimos todo el proceso para contártelo paso a paso, como puedes ver abajo. Contamos para ello con un presupuesto de 20.000 euros.

  1. Búsqueda en Internet.
  2. Viajar a Alemania.
  3. Localizar el vehículo.
  4. Compra-venta del vehículo.
  5. Documentación necesaria.
  6. Matricular el coche en España.

1. Búsqueda en Internet

  • Para comprar un coche usado en Alemania es necesario que afines bastante los criterios de búsqueda en Internet, y entre ellos está el dinero.
  • También es fundamental que tengas claro qué clase de vehículo necesitas.
  • Dentro de las diferentes webs de referencia, debes entrar en el apartado Gebrauchtwagenbörse (mercado de usados) y, una vez allí, vas introduciendo en el buscador todos los criterios que te soliciten: marca, modelo, tipo de motor (diésel o gasolina), precio (entre un máximo y un mínimo) y kilometraje máximo.
  • No olvides indicar también el 'Land' (estado donde lo estás buscando) y el PLZ o 'Postleitzahl' (código postal), lo cual restringe algo los resultados, pero te conviene: no querrás estar buscando un coche en Hamburgo y terminar teniendo que bajar a Munich porque es allí dónde lo has encontrado.
  • Aquí puedes ver todos los códigos postales de Alemania.

2. Viajar a Alemania

El viaje para comprar coche en Alemania tiene sus pros y sus contras.

En primer lugar, ya sabes que los billetes de avión solo de ida salen más caros. Si quieres evitarte la paliza de volver conduciendo –entre Munich y Madrid hay 2.100 km-, hay empresas de transporte que te lo traen en un camión por unos 500 euros. Si eliges esta última opción, lo recomendable es que contrates un buen seguro (unos 100 euros más), porque sino te puedes llevar un disgusto cuando, a las cinco o seis semanas –lo que tardarán en traerlo- llegue a tus manos.

Gracias a las aerolíneas baratas, las opciones para volar a Alemania para comprar un vehículo son casi ilimitadas, aunque en muchos casos pasan por hacer escala en Palma de Mallorca (nosotros lo hicimos así para abaratar costes).

Antes de salir, te recomiendo que planifiques un poco la ruta de regreso, caso de que lo vayas a hacer en tu flamante coche germano.

3. Localizar el vehículo

Una vez allí, comienza la búsqueda de los coches de segunda mano en Alemania. Puedes moverte a la perfección en transporte público.

Las tiendas de coches, como en España, están en las afueras de las ciudades y, sin vehículo para moverte, esto ya es una traba importante. Además, en los centros oficiales -visitamos uno fantástico de BMW con hasta 1.200 unidades en stock- y los grandes concesionarios multimarca, nos dijeron que podrían tardar varios días en entregarnos el vehículo. Si quieres aprovechar para hacer turismo, perfecto, pero si no…

Así que si tienes prisa, evita los concesionarios oficiales. De hecho, mi consejo es que tengas localizada la unidad que te interesa y, por si acaso, un plan B y un plan C en la misma zona, especialmente, si has encontrado varios chollos ofrecidos por particulares.

Si recurres a un compra-venta, deben darte una garantía mecánica de un año y tienes otra ventaja: por ley, deben informarte de si el coche ha sufrido o no accidentes. De hecho, en los carteles que los vehículos lucen en las campas suele aparecer este dato 'Unfallfrei' ('Unfallfrei' significa 'libre de accidentes' y, si lleva un 'nicht' delante, lo contrario).

Al final, encontramos un coche: un BMW 320d Touring con 73.811 km que costaba 16.500 euros, no negociables. 

4. Compra-venta del vehículo

Antes de la partida, hay que informarse en el banco de cuál es la mejor forma de pagar al comprar un coche en Alemania.

Siempre puedes llevar el dinero en metálico, dado que en billetes de 500 casi cualquier cantidad abulta bastante poco, pero si tienes reparos, el medio de pago más seguro es una transferencia Swift, aunque debes informarte si tu banco está adherido a este sistema y todo el proceso tarda entre 24 y 72 horas.

Es recomendable que te lleves el DNI en lugar del pasaporte, dado que en ese documento no figura ninguna dirección. Otra cosa que debes saber es que en todo contrato de compra-venta de un coche en Alemania se refleja el IVA, así que ya no tendrás que pagarlo en España.

Te interesa: dónde poner la pegatina de la ITV y cuál es la multa por no llevarla

También por ley, cuando un compra-venta entrega un vehículo debe pasar antes por una somera inspección técnica de una entidad independiente. Después de que los mecánicos tuvieron listo el BMW, avisaron a un perito de una empresa de ITV para que pasara a realizar la inspección general de doce puntos esenciales y otra de gases de escape, que en este caso se hace en el propio concesionario.

Si le compras el coche a un particular en Alemania, serás tú el encargado de realizar esta operación en algún centro autorizado (Dekra, ADAC, TÜV, etc.) por unos 100 euros, con el inconveniente de que en esos centros no hay intérpretes que traduzcan del alemán a inglés o español.

El resto de trámites de adquisición de un coche en Alemania se hacen en la oficina de tráfico (Verkehrsamt) del lugar de la operación.

Consulta dónde está y sus horarios porque puede haber grandes diferencias: en Munich, por ejemplo, solo abría entre las 9.00 h y las 12.00 h. Por suerte, habíamos localizado el BMW en una localidad llamada Starnberg y su 'Verkehrsamt' –allí todo está descentralizado- tenía un magnífico horario ininterrumpido de 7 a 19 h.

En todo caso, mientras el compra-venta o el particular esperan la confirmación de su banco de que la transferencia se ha hecho, lo normal es que dispongas de al menos 24 horas para esta gestión. Abajo, puedes repasar toda la documentación que necesitas cumplimenta.

5. Documentación necesaria

En los compraventa, los gastos de gestoría van incluidos en el precio del vehículo.

Si compras a un particular, puedes contratar los servicios de una gestoría o bien hacer tú mismo todo el papeleo. En la galería de fotos tienes los papeles que tendrás que llevar a la oficina de matriculación (Zulassungsstelle), además del pasaporte:

  • Certificado de haber superado la revisión general: 100 euros
  • Abgasuntersuchung (certificado de haber superado la revisión de gases): 30 euros.
  • Fahrzeugbrief (los papeles del coche).
  • Certificado internacional de seguro.
  • Versicherungsbestätitung (certificado del seguro temporal): 100 euros.
  • La matrícula se hace en 5 minutos. Las tiendas están cerca de las oficinas públicas. Para poder salir de Alemania con el coche, hay que sacar unas placas provisionales, que cuestan unos 100 euros, trámites incluidos. El plazo de vigencia de las mismas (asociado al seguro temporal) viene en los laterales.
  • Contrato y ficha técnica: Si acudes a un compraventa alemán, lo más probable es que te den un Certificado de Conformidad de formato europeo. En este documento vienen especificadas todas las características técnicas del vehículo. En el caso de que no te lo ofrezcan, pídeselo, porque de lo contrario tendrás que hacer uno en España. Tienes dos opciones: el que hacen en la estación de la ITV, que cuesta unos 90 euros, o uno oficial emitido por el fabricante que puede salir aún más caro. Además, te retrasará bastante todos los trámites.

 

6. Matricular el coche en España

Tras un día y pico conduciendo, llegamos a Madrid durante el fin de semana. Para hacerle los papeles a un coche alemán en España no había prisa excesiva, dado que para traerlo circulando disponíamos de una placa de matrícula y de un seguro paneuropeo provisional, que tenían validez durante un mes.

Una vez en España, para matricular un coche extranjero debes pasar por la ITV con la siguiente documentación:

  • La tarjeta de la ITV (con sus copias)
  • La factura original del coche y una traducción a español (en Tráfico no lo especifican, pero es recomendable que haya sido realizada por un intérprete jurado).
  • El justificante de haber pagado el Impuesto de vehículos de tracción mecánica (la cuantía la establece cada ayuntamiento)
  • La liquidación del Impuesto sobre determinados medios de transporte (realizada a través de internet).
  • El impreso de solicitud de matriculación que se obtiene en Tráfico -lo puedes descargar aquí-. Otra opción es hacerlo a través de una gestoría donde, por unos 300 euros, te ahorras esta burocracia.

Cuánto cuesta comprar un coche en Alemania (ejemplo de compra de un 
BMW 320d Touring)

Vuelo 2 personas sólo ida: 498,00 €
Hotel habitación doble 2 noches: 228,00 €
Restauración: 112,08 €
Otros gastos: 5,90 €
Transporte público: 33,10 €
Taxis: 82,20 €
Combustible: 174,46 €
Peajes: 103,70 €
ITV en España: 169,87 €
Matriculación en España: 838,95 €
Placas de matrícula españolas: 23,00 €
Precio del vehículo: 16.500,00 €
Total: 18.769,26 €

Lo que nos hubiera costado en España

Precio GANVAM (sin IVA): 19.720,00 €
Precio del equipamiento  
Asistente de aparcamiento: 650,00 €
Adaptador del teléfono: 1.600,00 €
Volante multifunción: 300,00 €
Apoyabrazos central: 200,00 €
Total: 22.470,00 €
Nos hemos ahorrado: 3.700,74 €

 

Buscador de coches

Y además