Pasar al contenido principal

Estas son las ganancias récord de las mayores petroleras

Diésel

La crisis no afecta a los gigantes petroleros

La Guerra de Ucrania parece haberse convertido en el punto de inflexión de la economía mundial durante esta década. Una crisis geopolítica que ha servido como detonante de una crisis económica que parece justificar la inflación en todos los ámbitos, incluido en la industria de los carburantes y el mercado de coches.

Mientras los precios de la energía y de los combustibles no paran de subir, las grandes petroleras han visto su mejor año en cuanto a beneficios, y eso que aún no ha terminado 2022. En líneas generales, las grandes compañías como ExxonMobil o Chevron han triplicado sus ingresos, mientras que otras como Shell, BP o Repsol han duplicado sus ganancias respecto al mismo periodo en 2021.

Las dos primeras han ganado 17.900 y 11.600 millones de dólares respectivamente. Cifras astronómicas que no casan con la idea de la crisis económica y la inflación, evidentemente. Y no son pocos los que critican este hecho, que ha empujado a la administración Biden del gobierno de los Estados Unidos a poner el ojo sobre las compañías.

El canciller alemán y la Unión Europea también parecen dispuestos a tomar cartas en el asunto con el objetivo de llegar a limitar el precio de los combustibles. Algo para lo que sería necesario un acuerdo prácticamente a nivel internacional de un bien necesario y en una industria con poderosas compañías detrás.

Lejos han quedado los días de pandemia donde muchos ciudadanos llegaron a llenar el depósito a poco menos de 1 euro por litro, con expertos afirmando ahora que en un futuro próximo se podrían rozar fácilmente los 3 euros.

España es el país de Europa con mayor precio de carburante actualmente: Gasolina 95 a una media de 1,881 euros y el diésel a 1,872 euros. Cifras que en el caso de la gasolina, superan por poco más de 10 céntimos al segundo país más caro del continente, Albania.

El coche eléctrico parece no librarse tampoco de esta escalada de precios, que afectan también a este sector de energía. Aunque claramente más barato que el modelo tradicional de combustión interna, no se han salvado de un aumento de costes de mantenimiento.

Etiquetas:

Motor gasolina

Y además

Buscador de coches