Un millonario quiere cambiar una isla por un Porsche 918 Spyder

Si te sobra un 918, a un tipo le sobra una isla en Estados Unidos...

Imagen de perfil de Alex Aguilar
Porsche 918 Spyder

Nuestra primera vez en un Porsche 918 Spyder

Existen ciertos niveles en los que los límites de lo imaginable se desdibujan por completo. Cuando lo puedes tener todo es difícil conformarse y, si algo define al ser humano, es su inacabable ambición. Si a ti te parece que tu piso de 80 metros cuadrados es un auténtico palacio prepárate, porque un millonario quiere cambiar una isla por un Porsche 918 Spyder. Puedes pensar que está loco por querer desprenderse de algo tan chulo -bien del todo no hace la mezcla ese motor-, pero es que tiene tres... 

Emilio Cirelli es un tipo peculiar. Un empresario hecho a sí mismo que llegó a Florida hace 29 años para entrar de lleno en el mundo de los negocios, donde está claro que le ha ido bastante bien: ahora mismo es dueño de tres islas distintas situadas en Jacksonville, Ormond Beach y la que está buscando cambiar por el hiperdeportivo alemán situada unos 15 kilómetros al sur de Daytona Beach, que está valorada en aproximadamente un millón de dólares. 

Los coches que comprarías si te tocara la lotería...

Pero ésta no es la primera vez que el empresario intenta llevar a cabo un trato de similares características, ya que en 2013 intentó hacer lo propio para lograr añadir a su colección de coches -de la que han formado parte hasta 40 Alfa Romeos y Maseratis a lo largo de los años- un Ferrari Enzo. Ahora el millonario quiere cambiar su isla por un Porsche 918 Spyder, en un trato que él mismo considera una operación win-win para ambas partes: él consigue desprenderse de su isla maldita -ya la ha vendido en dos ocasiones y la ha recuperado por la imposibilidad de hacer frente al pago de sus compradores- y el dueño del Porsche 918 consigue desprenderse de uno de los coches más exóticos, espectaculares e innovadores jamás diseñado por la firma de Stuttgart. Yo no lo haría. 

Atención: Un príncipe saudí compra un Bugatti Chiron y un Vision GT Concept

Tranquilo todo el mundo, porque el magnate floridano permanece abierto a otras posibilidades, como un McLaren P1 o un Ferrari LaFerrari -tonto, lo que se dice tonto, no es-, aunque prefiere sin dudarlo cambiar su isla por un Porsche 918 Spyder: "Tengo un 911 y creo que Porsche fabrica algunos de los mejores coches en este momento. Son fáciles de conducir, más asequibles -ejem-, baratos de mantener -ejem, ejem-, y más utilizables en el día a día que un Ferrari". Para algunos, cambiar el filtro de polen del coche supone un agujero en sus arcas particulares que ríete tú del de la Seguridad Social. Para Emilio Cirelli, un Porsche 918 es asequible y barato de mantener. 

Me voy a mi rincón de llorar...

Lecturas recomendadas