Pasar al contenido principal

Porsche Panamera Turbo, la berlina de lujo tiene un nombre

Como un jet privado sin alas

Imagen de perfil de Miguel Lorente
Porsche Panamera Turbo 2016

Dime el nombre de una berlina de lujo. Correcto: Porsche Panamera Turbo. No se nos ocurre ninguna otra berlina que pueda ir mejor asociada al concepto. Es verdad que tiene potentes rivales pero, posiblemente, el Porsche Panamera sea el referente y la opción como Porsche Panamera Turbo lo más parecido a volar en un jet privado sobre el asfalto de cualquier carretera.

Conocemos de primera manos las bondades del Porsche Panamera Turbo. Nos hemos subido a él, nos hemos dejado llevar por la pasión en su puesto de conducción, hemos alucinado yendo de copi y lo hemos gozado sentado detrás como un marqués subiendo el Everest, pero sin ir en un SUV, ya que este coche es todo lo que necesitas para disfrutar de un viaje placentero con todas las letras.

Prueba: Porsche Panamera Turbo o cómo viajar con tu familia a 300 km/h

Es un automóvil grande, muy grande y así lo muestra por fuera y por dentro. Mide más de cinco metros de largo y dos de ancho. Es musculoso y atlético pero no es solo fachada ya que el motor del Porsche Panamera Turbo es todo un 4 litros V8 de 550 CV y una patada de 770 Nm dirigida a las cuatro ruedas (tracción integral). Gracias a esto tiene una aceleración de coche deportivo: el 0 a 100 lo hace en 3,6 segundos y tiene una velocidad máxima de 306 km/h. No está nada mal para pesar casi dos toneladas (le faltan 5 kilillos de nada para ponerse en los 2.000 kg)

Claro, esto tiene su lado negativo, ya que el precio del Porsche Panamera Turbo es para ¿unos pocos? Bueno, por lo bien que se vende, es caro para mí pero seguro que los casi 180.000 euros que vale no es demasiado para sus dueños. Pero, por otro lado, es como un 2x1 o un 3x1. Es una berlina, es deportiva y es confortable. Es decir, puedes llevar a la familia dentro de viaje. Puedes darte alegrías al volante y puedes disfrutar de su comodidad cuando se te pasen las ganas de exprimir todo su poderío (que es mucho).

Como un 911 con cuatro puertas

El Porsche Panamera Turbo es como el hermano mayor de un Porsche 911, en su variante GTS de tracción total, pero más grande. Es un coche deportivo lo suficientemente agresivo como para ponerte una sonrisa de la boca pero que no pierde un ápice de comodidad, ni cuando le das zapatilla, y que te permite recuperar el aliento una vez termina ese momento de conducción espirituosa porque te has dado cuenta que, tras tu asiento, llevas dos sillitas infantiles (aunque sus ocupantes tienen una sonrisa tan grande o más que la tuya, sobre todo que utilizas el sistema ‘launch control’ en las salidas desde parado).

¿Sabes cuál fue la berlina de lujo más vendida? Te lo contamos

El otro protagonista, junto al motor V8 del Porsche Panamera Turbo es la caja de cambios de 8 velocidades PDK. Déjala que trabaje por ti, hazlo. Confía en su buen saber hacer... No te defraudará, ni en bajas ni en altas revoluciones. Además, siempre puedes jugar a cambiar tú de velocidad con un toque arriba o un toque abajo.

En conclusión, es un coche que engancha. No puedes esperar de él lo mismo que te podría dar un Porsche 911 Turbo, por eso asociaba el equilibrio del Porsche Panamera Turbo al del Porsche 911 GTS pero con más espacio tanto para ti, como tus acompañantes como, lógicamente, tu equipaje.

Y recuerda, tienes la información detallada sobre el Porsche Panamera Turbo en nuestra sección de fichas.

Lecturas recomendadas