Pasar al contenido principal

De este Bugatti sin ruedas solo se van a fabricar 10 ejemplares

Por una vez en la vida, no saber el precio es algo positivo.

Se llama Parmigiani Fleurier Bugatti Type 390 y es uno de los relojes de alta gama más espectacular que hemos visto en lo que llevamos de año. Probablemente en toda nuestra vida. Se trata de un homenaje al Bugatti Chiron por parte de Parmigiani Fleurier, algo que ya anunciaron en el Salón de Ginebra. Esta marca suiza ha creado un reloj sofisticado, único y diferente, como lo es el Bugatti, pero también se trata de una obra maestra de ingeniería, como no podía ser menos tratando de uno de los coches más alucinantes de la historia del automóvil.

Y a diferencia de otros casos similares, que se limitan a tomar un reloj ya existente, cambiarle la correa, el color y poner el nombre de un coche, en el caso del Parmigiani Fleurier Bugatti Type 390 se lo han currado mucho más, creando un reloj completamente nuevo, con un nuevo mecanismo y una sorprendente caja de diseño sorprendente, con aspecto cuadrado y muy sólido con un nivel de calidad que resulta espectacular: más allá de la técnica, el lujo también está muy presente, con un recubrimiento que puede realizarse en oro rosa o oro blanco de 18 quilates.

 

Vídeo: así realizó el récord del 0-400-0 km/h el Bugatti Chiron

 

El Parmigiani Fleurier Bugatti Type 390 también es resistente al agua (hasta 100 metros) aunque no se yo si resulta muy apetecible meterte en el agua con un reloj cuyo precio, probablemente, alcance fácilmente las seis cifras. Teniendo en cuenta que el reloj de Hublot con el que se homenajeó al Ferarri LaFerrari, con su diseño también espectacular, cuesta 300.000 euros, es de esperar que este, todavía con una producción menor, pueda andar por esa cifra o incluso superarla.

El desarrollo de esta obra de arte ha durado cuatro años y el movimiento cilíndrico de 12,5 mm de diámetro es una auténtica obra maestra: se ha bautizado en honor a Louis Chiron. Sinceramente, no soy un gran entendido en relojes para poder hablarte de detalles técnicos tan complejos como el movimiento flying tourbillon que oscila a 28.800 vibraciones por hora o el balance con una inercia de 10 mg/cm2. Me queda grande, si eres un experto en relojes, aquí puedes ver buena parte de la información técnica.

Sin duda el Parmigiani Fleurier Bugatti Type 390 es una joya a la altura del coche. Lo malo es que si guardas un Bugatti Chiron en el garaje y quieres hacerte con uno de estos relojes, tendrás muchas posibilidades de quedarte con las ganas: 490 clientes del Chiron se quedarán sin esta joya. ¡Oh, qué pena!
 

Lecturas recomendadas