Tesla, entre la espada y la pared: cómo y por qué está boicoteando Suecia al fabricante americano

Tesla Model 3 2023

Tesla no está pasando por su momento de mayor popularidad en Suecia, donde se está produciendo un boicot a nivel nacional contra la firma. Todo surgió por una huelga de trabajadores y a raíz de la negación a firmar un convenio colectivo.

La presencia de Tesla en Europa se podría decir que está llena de luces, pero hay lugares en los que la situación de la firma de Elon Musk no está pasando por su mejor momento. Un caso concreto es el de Suecia, donde se está produciendo un boicot a Tesla a nivel nacional por una razón muy concreta: la negativa de la marca a firmar un convenio con los trabajadores.

Todo comenzó a finales de octubre, cuando se inició una huelga de mecánicos de la marca estadounidense convocada por IF Metall, sindicato que representa a estos trabajadores. La razón fue la negativa del fabricante a firmar un convenio que garantizase unas ciertas condiciones de trabajo, ya que Suecia no cuenta con leyes que establezcan, por ejemplo, el salario mínimo interprofesional.

En este país, detalles como el salario y las horas de trabajo se acuerdan mediante convenios colectivos, pero la imposibilidad de configurar este acuerdo con el fabricante de coches eléctricos ha desembocado en una huelga de los mecánicos y a una protesta a la que se han sumado otros colectivos. Así, se está llevando a cabo una especie de boicot a Tesla a nivel nacional.

Los ejemplos son varios. En los puertos, se está negando la descarga de coches de la marca; en los concesionarios, el personal de limpieza está dejando de operar; tampoco se están reparando puntos de carga averiados e incluso se están dejando de entregar cartas y recambios a Tesla. Con todo, se trata de una situación que suma varias semanas y que aún no parece estar cerca de su fin.

Según el sindicato IF Metall, “los convenios colectivos son la base del modelo sueco de mercado laboral”. Por ello, agrega que “los empleados de Tesla merecen unas condiciones laborales dignas y seguras, como todos los trabajadores de Suecia”.  Sin embargo, las peticiones de los trabajadores siguen sin ser escuchadas.

De momento, parece que la firma de Elon Musk no da su brazo a torcer en cuanto al convenio colectivo y el sindicato representante de los mecánicos ha denunciado que se han intentado tomar medidas como subcontratar a otros mecánicos o entregar los coches en otros puertos. Eso sí, a cambio, la protesta contra el fabricante en el país es cada vez mayor.

De esta forma, queda por ver cómo se soluciona esta complicada situación, que parece seguir en escalada hasta que el fabricante tome alguna decisión al respecto. Sobre este asunto y sobre una valoración de este suceso, Top Gear ha contactado con Tesla, pero no ha habido aún una contestación al respecto.

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: Motor