Pasar al contenido principal

Alfaholics GTA-R 300: un orgasmo con carrocería completa de carbono

restomod deportivo italia clasico drift chris harris circuito derrape

Querrías más de uno si no fuera tan caro...

Pocas marcas transmiten mejor la pasión por la conducción como Alfa Romeo. Y además a lo largo de toda su historia, aunque esta ha sido turbulenta a veces. 

No te pierdas este vídeo: Chris Harris conduce un GTA-R 290

Los de Turín, además, tienen el privilegio de disfrutar de uno de los preparadores más elegantes de todo el panorama automovilístico mundial: Alfaholics. Curiosamente, se trata de una empresa inglesa afincada en Bristol que se ha hecho famosa por fabricar sus restomod GTA-R.

El Alfaholics GTA-R es en realidad un Giulia GTA (aquí tienes todos los Alfa Romeo GTA si quieres ponerte los dientes largos), quizá uno de los mejores coches deportivos que se han fabricado jamás, tanto por prestaciones en sí mismas, como por el conjunto que lo rodea. Y eso que sus cifras se podrían considerar modestas: motor 1.6 y 115 CV. Pero, ojo, porque el peso total del conjunto era de apenas 750 kg. Eso ya son palabras mayores.

Sigue leyendo: Alfa Romeo renueva los Giulia y Stelvio en 2020

El dueño de la empresa inglesa empezó su aventura precisamente con un GTA que compró en España y del que poca cosa se podía salvar. De ahí surgió el primer GTA-R 290, una especie de Frankenstein con paneles de fibra de carbono (la carrocería se mantiene de acero) y un bloque procedente del Alfa Romeo 75 2.0 Twin Spark al que se le ha ampliado tanto el diámetro como la carrera.

Por cierto, ese dato, 290, no es la cifra de potencia, sino los caballos por tonelada: para 830 kilos hay 240 CV, suficientes para que, en las manos correctas, se coma Nürburgring en menos de ocho minutos.

Pero puede que esto te sepa a poco y tengas además mucho dinero, pero mucho, mucho, para invertir en una de sus preparaciones. Entonces no hay problema, porque en Bristol han creado una edición aún más exclusiva: el Alfaholics GTA-R 300. El nombre también le viene de la relación entre peso y potencia, que en este caso mejora porque utiliza una carrocería que es de fibra de carbono por completo.

Eso le permite ahorrar 38 kilos adicionales y lo sitúa por debajo de, por ejemplo, un Seat Mii. Eso sí, los ingleses piden como poco 240.000 libras, que al cambio son 272.000 euros, por uno de estos (puede variar según la configuración, ya que se puede añadir incluso aire acondicionado), solo algo más caro que un 290, por el que piden 215.000 euros al cambio. ¿Cuántos Alfa Romeo Giulia GTA de 2020 es esa cifra? 

Todo sobre Alfa Romeo

Modelos de Alfa Romeo más populares

Ver todos los modelos

Buscador de coches

Y además