Porsche 911 Carrera T: para los que buscan la diversión de toda la vida

Porsche 911 Carrera T

El Porsche 911 Carrera T llega como una versión más purista de este deportivo, más ligera y enfocada en el placer de conducción. Se ofrece con cambio manual y llegará a las carreteras en febrero.

Un coche para los que quieren disfrutar de la conducción. Eso es lo que Porsche ha intentado concebir con la última configuración de su icónico 911. Bautizada como Porsche 911 Carrera T, se trata de una variante situada entre el Carrera y el Carrera S, pero enfocada a ofrecer las sensaciones más puras al volante. ¿Cómo? Con unos ajustes de lo más interesantes.

Aunque el Porsche 911 es un coche emocionante de por sí, siempre se puede ir más allá y no es necesario llegar a alternativas como el GT3 para dar con algo llamativo. En este caso, no se trata de pulverizar cronos en un circuito, sino de pasarlo bien en cualquier carretera de curvas. Eso es lo que define a las configuraciones T -de Touring- de la marca alemana.

Por esta razón, el diseño del 911 Carrera T es discreto, con un estilo similar al de otras configuraciones. Ahora bien, tiene detalles propios, como algunos toques en color gris ágata en embellecedores y molduras o unas salidas de escape en color negro. Además de esto, una peculiaridad son las llantas Carrera S de color gris titanio de 20” delante y 21” detrás.

De la misma forma, por dentro también hay modificaciones, como unos asientos Sport Plus con ajuste eléctrico y unas nuevas molduras. Esto se suma a elementos como el volante deportivo GT, así como a algo que no está presente: los asientos traseros. ¿La razón? Reducir el peso hasta apenas 1.470 kg en el caso de la variante manual.

Y es que sí, este deportivo se ofrece con un cambio manual de siete velocidades o con el cambio PDK de doble embrague con ocho relaciones. Con cualquiera de estas alternativas manejaremos la fuerza del motor del Porsche 911 Carrera T: un seis cilindros biturbo de 385 CV de potencia y 450 Nm de par motor.

Con esta mecánica, el paso de 0 a 100 km/h se puede realizar en unos respetables 4,5 segundos y la velocidad máxima es de 291 km/h. Son buenas cifras, pero no son las más espectaculares vistas en un 911. No obstante, esta versión se enfoca más en el manejo y por ello añade otras novedades.

Por ejemplo, en el manual se incluye el Porsche Torque Vectoring y un diferencial autoblocante mecánico en el eje posterior. Asimismo, también se monta el paquete Sport Chrono y la suspensión deportiva PASM, que rebaja la altura en 10 milímetros. Todo esto tiene un efecto, pero opcionalmente podrán sumarse sistemas como la dirección en el eje trasero.

De esta manera, la firma de Stuttgart intenta ganarse el corazón de los puristas, como también lo hizo el año pasado con el Porsche 911 GT3 Touring. Eso sí, este caso es más civilizado y por ello el precio del Porsche 911 Carrera T no es tan elevado. Arrancará en 143.314 euros en el manual y el automático y ya se pueden hacer pedidos, pero las entregas se realizarán en febrero. 

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: Motor