Pasar al contenido principal

Prueba del Audi e-Tron Sportback 55: bienvenido a la nueva movilidad

Prueba: Audi e-Tron Sportback 55
SUV coupé no significa "deportivo", aunque aquí algo hay
8 10

Nuestro veredicto

Tengo que admitir que esta prueba del Audi e-Tron Sportback 55 me ha dado un baño de realidad. Principalmente porque pensaba que un eléctrico no podrías ser un coche con el que pasárselo bien conduciendo.

Bueno, al menos relativamente. Pero antes de reunir a una multitud enfurecida con la que venir a mi castillo por la noche con antorchas, déjame que me explique.

Cargar coche eléctrico

Coches eléctricos e híbridos

No hay duda de que los coches eléctricos e híbridos son el futuro, nos guste o no. Aquí tienes información con lo que te interesa... aunque a veces no sea lo que quieres oír.

El Audi e-Tron Sportback es la versión coupé del SUV eléctrico que lanzó Audi hace un par de años. Sí, "coupé" y "SUV" no son dos palabras que peguen demasiado, pero al final el mercado manda y las marcas están encantadas de hacer productos que se vendan.

En el caso del e-Tron Sportback de la prueba, me encuentro con un interior muy Audi, prácticamente idéntico (si no completamente) al del Audi Q7 o el Q8. Eso está bien porque al diseño limpio y atractivo se le une una calidad de acabados mejor que buena. 

También me gusta que todo se controla desde dos pantallas táctiles (Digital Cockpit aparte). Yo soy más amigo de controles físicos o, como mucho, los que utiliza BMW, con una mezcla de botones virtuales y reales, pero este reconozco que no está nada mal: el tamaño de los pulsadores de la superior, que es la principal, es más que correcto porque son grandes y aunque tiene muchos menús y submenús, una vez que te haces a su lógica, no vas a tener demasiados problemas.

Quizá me gusta menos la gran pantalla inferior que se utiliza para los controles del climatizador. Ocurre lo mismo que con los botones de la principal: son grandes y además tiene feedback háptico, por lo que no solo tienes que tocar, sino también apretar (recibes una respuesta en forma de vibración). Pero creo que está desaprovechada y es un poco engorroso tener que cambiar de pantalla para gestionar el climatizador trasero o para acceder a funciones como la sincronización de las zonas.

Lee más: el Audi e-Tron GT ya ha sido confirmado

Con e-Tron Sportback 55 he podido disfrutar de un terreno que en principio no es el ideal para un SUV eléctrico de 2,5 toneladas: las carreteras tortuosas de la sierra de Madrid: un par de puertos, asfalto seco y mojado, curvas y más curvas...

En este terreno, y siempre que el asfalto esté en buen estado, lo que sientes es que llevas un transatlántico (por tamaño), pero que va sobre raíles. Si quieres, puedes llegar a las curvas a una velocidad más que respetable y gestionarlas con (casi) la misma soltura que un compacto deportivo.

Las baterías del e-Tron Sportback ayudan a bajar el centro de gravedad 

En serio: al final, el peso de las baterías, que van ubicadas en la zona inferior del suelo, y tanta tecnología al servicio del reparto de tracción y la gestión de la dinámica, hacen que disfrutar al volante de un SUV coupé como este sea algo más parecido a lo que los amantes de los clásicos y los deportivos entendemos por conducción: algo que te envuelve, te hace partícipe y te lleva a disfrutar.

Lo único, que hay que hacerlo como mandan los nuevos tiempos. Tienes que sacar provecho de los 408 CV y 660 Nm (con overboost durante unos segundos; si no, 360 CV y 561 Nm) y disfrutar del empuje instantáneo desde parado, de una dirección razonablemente precisa y de un tacto de freno bastante natural y muy alejado del de los coches eléctricos de hace apenas media generación.

Estos son los precios del Audi e-Tron Sportback

Todo eso está muy bien, sin duda. ¿Y en el día a día? A ver, esta primera prueba ha sido una toma de contacto para ver por dónde respira el coche, por lo que no puedo afirmar con rotundidad si te va a hacer feliz entre semáforos, aunque creo que todos estaremos de acuerdo en que es más que probable que lo consiga.

Pero sí que durante la prueba del Audi e-Tron Sportback 55 he circulado por varias zonas urbanas y tráfico denso. La verdad es que como "movedor de personas" no le puedo poner pega. Con la suspensión y la dirección en modo comfort es un vehículo muy cómodo al que se une la suavidad de los propulsores eléctricos, por lo que circulas en silencio y con ese "aire zen" que te den los eléctricos y que solo se rompe por el zumbido obligatorio para advertir a los peatones.

Prueba: Audi e-Tron Sportback 55

En cuanto a la manejabilidad, aunque es un coche grande se mueve bastante bien entre taxis, furgonetas de reparto y demás. Quizá lo que menos me gusta es eso de los retrovisores virtuales: no acabo de ver la necesidad de utilizar un complicado y caro sistema (unos 1.800 euros) de cámaras y pantallas cuando un espejo funciona igual o incluso mejor porque te permite ampliar el ángulo de visión moviéndote. Supongo que serán cosas de la edad...

En definitiva, a falta de poder probar el e-Tron Sportback 55 más días en situaciones reales, puedo decir que es una mole razonablemente dinámica, muy cómoda y espaciosa. Un eléctrico ideal para aquellos que quieren un modelo con el que distinguirse de la masa gris y están dispuestos a pagarlo. Porque, claro, no es barato: un e-Tron Sportback 55 tiene un precio de 87.930 euros... como poco.

  • Tipo de Motor

    Eléctrico

  • Cilindrada

    - cc

  • Par motor

    561 Nm / -

  • Potencia

    408 cv / -

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Integral

  • Capacidad maletero

    1665 L

  • Aceleración 0-100

    6,6 s

  • Velocidad máxima

    200 km/h

  • Consumo oficial

    0.0/0.0/0.0 l/100km

  • Precio

    87.230

  • Garantía

    -

  • Tipo de combustible

    -

Ver otros acabados de Audi e-tron Sportback Todo sobre Audi e-tron Sportback

Buscador de coches

Y además