Pasar al contenido principal

¿Cuál comprar: Seat Ateca o Skoda Karoq? Los puntos fuertes y débiles de cada uno

Dos de los SUV más deseados en su segmento: ¿con cuál nos quedamos?

Imagen de perfil de Javier Leceta
Seat Ateca o Skoda Karoq

¿Cuál comprar: Seat Ateca o Skoda Karoq? Es una de las preguntas que con más frecuencia se hacen los compradores de un SUV compacto que apuestan por los modelos del Grupo Volkswagen. En términos generales, estos dos coches nuevos son muy similares, hasta el punto de que ambos comparten plataforma y son producidos en la misma planta de la República Checa. No obstante, existen algunas diferencias entre ellos que debes conocer antes de tomar una decisión.


Seat Ateca o Skoda Karoq: diseño

 

 

Sin duda, aquí se encuentra uno de los aspectos más diferenciadores entre Seat Ateca y Skoda Karoq. Aunque los dos apuestan por un diseño sobrio y sin estridencias -una seña distintiva de los modelos del grupo alemán-, el Seat Ateca es más antiguo que el Karoq (llegó un año antes), y eso se hace patente en algunos detalles. Sin ser un coche antiguo, se nota un poco más longevo. En cuanto a dimensiones, los dos tienen un tamaño muy similar, aunque el checo es ligeramente más largo (2 cm). Las cotas de los dos son 4.382x1.841x1.603 mm (Skoda) y 4363x1841x1601 mm.

Como puedes ver, en el apartado estético, en esta batalla entre Seat Ateca y Skoda Karoq sale victorioso el segundo al ser más moderno.


Seat Ateca o Skoda Karoq: interior

Su parentesco también se refleja en el interior de estos dos coches, que es bastante parecido. No obstante, ocurre lo mismo que en el apartado del diseño: sin contar ninguno de los dos con el habitáculo más futurista del segmento, el Ateca acusa pasa el paso del tiempo y su salpicadero, de calidad, se ve más anticuado.

 

Skoda Karoq
Skoda Karoq

 

Otra de los aspectos en los que el Skoda Karoq resulta vencedor es en su modularidad interior: gracias a los asientos opcionales VarioFlex en la segunda fila, las banquetas pueden desplazarse o desmontarse con facilidad, proporcionando una mayor flexibilidad al habitáculo. La única pega que vemos es que, con las tres plazas montadas, el espacio para los pasajeros queda algo limitado, debido a su compleja construcción.

El Ateca apuesta en su zona trasera por una configuración tradicional: su asiento no se desmonta, aunque el respaldo sí es reclinable por secciones. A su favor tiene que resulta algo más amplio. En cuanto a su maletero, es algo menos espacioso (510 frente a 521 litros).

 

Seat Ateca o Skoda Karoq: motores y comportamiento

 

 

Como podrás imaginar, la gama de motorizaciones de Seat Ateca y Skoda Karoq es muy parecida (bloques gasolina y diésel con potencias comprendidas entre 116 y 190 CV), ya que comparten la mayoría de los grupos propulsores. Eso sí, el primero equipa la motorización 1.4 EcoTSI de 150 CV, mientras que el segundo apuesta por la más moderna 1.5 TSI de 150 CV. Ambos ofrecen versiones con tracción delantera e integral, y cambio manual o automático DSG.

Si es verdad que el modelo español ofrece más versiones, por lo que si estás dudando mucho entre uno y otro, es posible que la existencia de una configuración determinada (motor, cambio y transmisión) que cuadre mejor con tus necesidades te ayude a decantarte por uno de los dos.

Dinámicamente sí encontrarás alguna diferencia más entre Ateca y Karoq. El primero tiene un enfoque algo más deportivo y ágil, con una suspensión más firme que no llega a resultar dura o incómoda. Por su parte, el checo apuesta más por el confort. En este apartado depende de tus preferencias, pero si quieres tener más sensaciones al volante, el Seat Ateca es tu candidato.

 

¿Cuál es mejor: Seat Ateca o Skoda Karoq? Conclusión

Debido a su parentesco, estamos hablando de modelos que no difieren mucho entre sí y que además se encuentran entre los más destacados de su segmento, así que elijas el que elijas no te vas a equivocar.

No obstante, yo apuesto por el Skoda Karoq por varios factores. En primer lugar, la imagen del Ateca se ha quedado un poco anticuada, al igual que su interior. Por otro lado, su habitáculo es más modulable gracias a sus asientos VarioFlex y su maletero algo más amplio. Por otro lado, su relación calidad/precio me parece algo más atractiva (el Ateca tiene precio comprendido entre 22.000 y 34.866 euros y el Karoq entre 21.693 y 32.565 euros).

Eso sí, si no te importa tanto el diseño y prefieres las sensaciones conduciendo, entonces deberías elegir el español, ya que su puesta a punto me gusta más.


 

Lecturas recomendadas