Pasar al contenido principal

Si tuvieses el tercer Bugatti Veyron fabricado, ¿lo tunearías así?

Si te gusta, estás de suerte: ahora lo puedes comprar.

El Bugatti Veyron Mansory Linea Vivere es uno de los Veyron más exclusivos, aunque no forma parte de los Bugatti Veyron más especiales que salieron de la fábrica de la marca, qué va, en este caso se trata de una preparación, una modificación espectacular basada sobre un Veyron que también es bastante interesante de por sí, ya que se trata del tercer ejemplar que salió de la producción de este modelo allá por el año 2007.

Te interesa: ¿qué hace este Bugatti Chiron rodando en Nürburgring?

Hoy el Bugatti Veyron ha quedado algo eclipsado por su sucesor, el Bugatti Chiron y sus 1.500 CV, pero hay que ser consciente de lo rara y exclusiva que es esta preparación: solamente existen dos ejemplares en el mundo. ¿Qué novedades aporta Mansory al espectacular Veyron? Pues lo que te puedes esperar de este preparador: un extra de fibra de carbono, una combinación de color única y muy estudiada y los mejores materiales que te puedes imaginar, incluyendo alguno que otro extremadamente caro.

 

Los tres primeros Bugatti Chiron dejan la fábrica

 

El ejemplar que puedes ver en la galería y que puedes comprar siempre que te sobre el dinero en la cuenta corriente, está terminando en color blanco mate, un color mate que contrasta con el brillo espectacular de la fibra de carbono en varias partes del coche, como el capó o la parte superior de la carrocería. Uno de los elementos más polémicos del Bugatti Veyron Mansory Linea Vivere es la incorporación de una luz de día en el paragolpes, un detalle que para algunos resultará espectacular pero que a mi me recuerda al tuning barato.

El interior está personalizado hasta el último detalle y se ha retapizado por completo siguiendo la combinación de color mostrada en el exterior: el negro, el blanco y la fibra de carbono se unen para crear un interior realmente especial. La tapicería a rombos y muchos otros detalles dejan clara la pasión de Mansory por estos pequeños detalles.

Ahora viene la pregunta del millón: ¿cuánto vale? El coche se encuentra a la venta en Londres, aquí puedes ver el anuncio y, tal como podías pensar, el precio del coche es una incógnita. Yo creo que debe superar los dos millones de euros. ¿Los pagarías? Yo me quedo con un Veyron SuperSport. Gracias.


 

Lecturas recomendadas