Toyota planea incluir una caja de cambios manual en sus nuevos coches eléctricos

Toyota GR Corolla

Gustavo López Sirvent

Sería una transmisión manual simulada mediante un embrague falso que enviaría señales al motor y crearía una sensación de cambiar de marcha.

La nostalgia, la añoranza, el "cualquier tiempo pasado fue mejor" ha provocado que a Toyota se le ablande el corazón y piense en un mañana marcado por el ayer. Los futuros coches eléctricos que fabricará el gigante japonés tendrán algo que enamora a los miembros del senado automotriz: una caja de cambios manual simulada. O al menos eso está planeando.

Así nos lo han contado nuestros compañeros de Business Insider, quienes reflejan que la marca nipona tiene en su hoja de ruta instalar la transmisión manual mediante un embrague falso, que enviaría señales al motor, que crearían la sensación de cambiar de marcha. Todo ello se refleja en un informe de patente de Toyota que ha adelantado la CNN.

Los nuevos vehículos que fabrique la firma asiática están pensados para incluir un pedal de embrague e incluso simularían la reducción de marchas, con lo que daría la opción de volver a tirar del mítico freno motor en lugar del pedal del freno habitual.

Pero la experiencia de conducir un 'coche con marchas' no acaba aquí porque Toyota tiene pensado simular las consecuencias de utilizar mal el embrague, entre las que se incluyen las sacudidas si los conductores meten la marcha equivocada. Puede ser novedoso para aquellos que nunca han llevado un coche con velocidades manuales, pero quien sabe si también puede ser divertido. 

Si una de tus preocupaciones es si al pisar el embrague se va a calar el coche, te diremos que puedes estar tranquilo porque el coche no se calará. Esta circunstancia evitará a los conductores noveles de el mal trago que se suele pasar al quedarse parados en cualquier vía (y más si es hora punta).

Entonces, ¿a qué obedece esta falsa transmisión manual? ¿Cuál es el motivo de instalarla? La respuesta es fácil: diversión pura y dura y recordar tiempos pasados. Si lo miramos al detalle, esta caja de cambios manual no tendrá ningún propósito funcional. Por esta razón, los conductores tendrán la opción de desactivar la función por completo.

Aunque el proyecto ya está sobre la mesa de los ingenieros de Toyota, la decisión no se ha tomado todavía, ya que se ha de pensar en los diferentes mercados y en los futuribles compradores. 

Los nuevos coches eléctricos puedan resultar atractivos para los conductores interesados en rememorar tiempos pretéritos, así como para aquellas personas interesados en que su experiencia de conducción sea más de batalla y menos vanguardista.

Evidentemente, la marca nipona no ha desvelado qué futuros modelos podrían incluir esta función o si el embrague simulado supondría un aumento de coste para los consumidores. Todo se andará...

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: transmisiónCoches japoneses, cambio manual