Pasar al contenido principal

Cinco modelos que harán parecer al dueño del Bugatti Chiron un loser

Que me den el peor, por favor

Imagen de perfil de Luis Guisado
Bugatti Chiron 'Number One'

El Bugatti Chiron es "otra cosa". 1.500 CV, motor W16 con cuatro turbos, una llave que desbloquea el modo de máxima potencia... Cuando el gigante Volkswagen toca algo, lo convierte en oro: añade un poco de drama, magia y marketing, mucho, y conseguiras un modelo que cualquier megarrico desearía. Más que nada porque cuesta 2,9 millones de euros... que es más o menos lo que te vas a gastar en gasolina si te da por salir a dar una vuelta... a la luna. Porque tengo que admitirlo: un día nos preguntamos cuánto tardaría un Bugatti Chiron en llegar a la luna y nuestro compañero Raúl Salinas decidió calcularlo. En fin.

Bugatti Chiron 'Number One'
Aquí el juego de llaves del Bugatti Chiron

Pero, más allá de que el Chiron es con total probabilidad el hiperdeportivo en el que se miran todos los demás (lo admitan o no), lo cierto es que hay otros modelos que podrían hacerle palidecer de un modo u otro. Veamos.

Maserati MC12 Corsa Edo Competition

Estás con tu Chiron parado en un semáforo cuando oyes un estruendo loco. Es un Maserati MC12 Corsa Edo Competition. De primeras, su dueño te gana porque su coche tiene un nombre más largo que el cheque que tendrías que extender para hacerte con él. 

Pero también ofrece otras lidenzas. Para empezar, cuenta con  un V12 atmosférico de 755 CV a 8.000 vueltas y 740 Nm de par a 5.500 rpm. Ah, y 1.250 kg de peso. Cuerpo de fibra de carbono, transmisión secuencial de seis marchas con levas tras el volante y un nivel de prestaciones espectacular. ¡Tienes más datos del Maserati MC12 Corsa preparado por Edo Competition en este temazo!

Mazzanti Evantra Millecavalli

Se puede decir que es el superdeportivo italiano más potente jamás creado. El Mazzanti Evantra Millecavalli es una versión más salvaje del Evantra normal. Tiene 1.000 CV que salen de un V8 biturbo. Ah, también supera los 1.200 Nm y hace el 0 a 100 en 2,7 segundos. En un momento dado también puede ponerse a 400 km/h y su toque de exclusividad lo pone el que solo se vayan a hacer 25 unidades. Eso convierte al Bugatti Chiron en un superventas: este año han vendido 70 unidades.

McLaren Senna

Para muchos el McLaren Senna es una cosa tirando a fea. Personalmente, creo que es porque no han visto el Mercedes-AMG Project One, aunque para gustos están los colores.

El Senna lleva el mismo V8 biturbo de cuatro litros del McLaren 720S, pero en esta ocasión llega a los 800 CV. Parece poca potencia, pero pesa solamente 1.198 kg frente a los 1.995 del Chiron y tiene un apellido demoledor. No hay más preguntas, señoría.

Mercedes-AMG Project One

En Mercedes lo dejaron claro: "El Mercedes-AMG Project ONE es el primer bólido de Fórmula 1 con homologación para circular por las vías públicas". Tiene 1.000 CV y alcanza los 350 km/h. A priori deberías andar con ojo si te da por ir a una quedada de propietarios de hiperdeportivos, porque te podrían pulir en casi cualquier aspecto. Pero tú podrías dejarles locos con un dato: su motor es un 1.6 (no me he equivocado) de seis cilindros en V derivado del de Fórmula 1. En realidad, todo el bloque deriva de la F1, lo que no es poco, y además cuenta con el apoyo de cuatro motores eléctricos. Es, de lejos, el hiperdeportivo más complicado del clan.

Hennessey Venom F5

Tiene muchas ventajas. Por ejemplo, nadie sabe cómo escribir la marca, así que a lo mejor te libras de alguna multa, lo que no viene nada mal en un coche que se puede poner a 484 km/h en un momento dado, aunque por lo visto el récord del Hennessey Venom F5 podría no haber sido válido.

El motor que utiliza es un V8 biturbo de, atención, 7,4 litros, con el que alcanza los 1.600 CV. Sí: este modelo se hizo única y exclusivamente para darle un sopapo en las narices al Bugatti Chiron. Además, tiene algo que no ofrece nadie en este mundo: puede montar una caja de seis velocidades MA-NU-AL.

Koenigsegg Agera RS

Tiene unos irrisorios 1.150 CV (nótese la ironía) cuando el Koenigsegg One:1 llegaba a los 1.340. El fabricante se ha centrado en la reducción de peso: el Agera RS pesa 1.390 kilos, pero aparte de eso, tiene la 'cosa' de que puede funcionar con E85. Sí: con etanol. Ojo, que si nos descuidamos igual hasta lo vemos entre los coches híbridos que pueden circular en caso de restricciones de tráfico por contaminación...

Además, mola porque el dueño de un Agera RS podría acelerar hasta 400 km/h y frenar en seco más rápido de lo que puede hacer el Bugatti Chiron. O no frenar y seguir hasta los 444,6 km/h: ¿quién no ha hecho esta chiquillada alguna vez, ¿verdad? Aquí te dejo el vídeo del 0-400-0 del Agera RS por si quieres emularlo con tu Xsara Picasso.

 

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear