Ferrari GTC4Lusso: mirando al pasado para correr hacia el futuro

Un Ferrari clave: el sustituto del FF da un salto tecnológico importante echando un vistazo a su pasado para crear un conjunto realmente apetecible.

Ferrari GTC4Lusso. Este es el nombre que Ferrari ha elegido para nombrar a su deportivo de cuatro plazas, sustituto del Ferrari FF, el modelo que revolucionó las clásicas berlinas 2+2 de Ferrari con su estilo ‘shooting brake’ y la tracción inteligente a las cuatro ruedas. Su sustituto, que será presentado en el Salón de Ginebra 2016, sigue la senda marcada, al fin y al cabo, se trata de un profundo restyling, pero con cambios suficientemente importantes, principalmente en el apartado estético y tecnológico, como para estar hablando de un vehículo prácticamente nuevo.

Es evidente que estéticamente, este Ferrari es una evolución natural del FF. Creado en el Ferrari Design, se inspira en dos grandes de la marca para ofrecernos detalles exquisitos: el Ferrari 330 GTC y el Ferrari 250 GT Berlinetta Lusso. Sus líneas son ahora más voluptuosas, gracias en parte a una trasera mucho más musculosa: los pasos de rueda sobredimensionados, así como una caída del pilar C más pronunciada, ofrecen una sensación más liviana en la vista lateral.

Delante los cambios son menos importantes, renovando el paragolpes con una nueva parrilla frontal que recuerda a la del F12tdf. Pero sin duda, donde más cambia el Ferrari GTC4Lusso es en la parte trasera. ¡Por fin! ¡Un Ferrari de nuevo con cuatro pilotos traseros! La clásica imagen de la marca italiana vuelve a uno de sus modelos y no lo puede hacer de mejor manera: estos integran una trasera que se ve poderosa, gracias a las líneas rectas y a la limpieza y simetría general.

Un interior más tecnológico

En el interior, el sustituto del FF mantiene el espacio y el lujo propio de las berlinettas más grandes de la marca. El carácter versátil del FF se mantiene en el GTC4Lusso, con un interior amplio y más utilizable que el del resto de ‘cavallinos’: los dueños del FF (y por ende, de su sustituto) hacen de media un 30% más kilómetros que con otros Ferrari.

La protagonista del interior, además de los nuevos asientos, es la pantalla del nuevo sistema de entretenimiento, una maravilla visual de 10,25 pulgadas, táctil y de alta definición, que integra el sistema Apple Car Play y un nivel de conectividad jamás visto en Ferrari. De nuevo, la fórmula estrenada por el FF, de contar con una cabina doble, se repite en su sustituto, con la renovación de la pantalla para el copiloto, ahora de mayor tamaño, para que este pueda controlar independientemente una serie de datos y elementos del coche.

Por supuesto, en el interior se ha trabajado con los mejores materiales y con un nivel de acabados de primer orden. Se espera que los pasajeros traseros puedan gozar de un espacio más que aceptable para realizar viajes largos, así como su propio sistema de entretenimiento para que estos se hagan más cortos. El maletero también mantiene un nivel de carga sorprendentemente bueno para un Ferrari: el objetivo está claro, debe seguir siendo el Ferrari más práctico.

30 CV extra para su V12

Bajo el capó, el GTC4Lusso mantiene el mismo motor V12 de 6.3 litros atmosférico: mucho se había hablado sobre la posibilidad de montar sobrealimentación o algún tipo de apoyo eléctrico, pero parece que estas mejoras las reservan para el sucesor del F12, que previsiblemente llegará el año que viene. No obstante, resulta muy interesante cómo Ferrari ha conseguido crear un motor muy elástico sin recurrir a la sobrealimentación: el 80% del par está disponible desde el ralentí.

El aumento de potencia es ligero: 30 CV más que lo colocan al borde de la cifra mágica de 700 CV. Sus 690 CV se consiguen a 8.000 vueltas, por lo que ya te aseguro que su mecánica mantendrá todo el sabor Ferrari. No obstante, también han conseguido, como te decía, que la mayor parte de los 697 Nm de par estén disponibles desde las 1.750 vueltas, ofreciendo una mecánica muy elástica y perfecta para un coche como este: se puede rodar a bajas vueltas y de manera silenciosa para ir a buscar a los niños al cole y se puede rodar a 8.000 vueltas y ‘a cuchillo’ en tu circuito más cercano.

Versatilidad ante todo. En Ferrari aseguran que gracias al nuevo sistema de escape, los que quieran circular tranquilos disfrutarán de un ronroneo discreto que enfatiza el confort de marcha, mientras que en altas vueltas, su bramido te hará sacar esa típica ‘sonrisilla’ tonta. No tenemos cifras de consumos, pero sí de prestaciones: el Ferrari GTC4Lusso es capaz de acelerar de cero a cien en 3,4 segundos, mientras que la velocidad máxima se queda en los 335 km/h.

Dinámicamente, único

El nuevo Ferrari 2+2 mantiene el espíritu del FF pero mejorado en profundidad. Mantiene la tracción a las cuatro ruedas de su antecesor, con su sistema Ferrari 4RM, pero incorpora muchas mejoras, como la dirección dinámica en el eje trasero estrenada por el F12tdf. El nuevo sistema se llama Ferrari 4RM-S y promete conseguir un nivel dinámico en curvas espectacular.

Además, por si la tracción integral y la dirección en el eje trasero fueran poco, el GTC4Lusso incorpora la última evolución del Sistema de Control de Deslizamiento Lateral 4.0, además del diferencial electrónico E-Diff y de los amortiguadores SCM-E. Todo un arsenal de sistemas de control y ayuda a la conducción que permiten al nuevo Ferrari obtener una extraordinaria tracción en cualquier tipo de circunstancias, también con baja adherencia en lluvia o nieve.

La nueva suspensión mejora en confort sin mermar la deportividad, mientras que las novedades en el apartado estético, también ayudan a mejorar las cifras aerodinámicas: no dan el dato exacto, pero en Ferrari aseguran que el coeficiente aerodinámico es: “notablemente más bajo que en el FF.”

Así pues, el deportivo italiano tiene todo para que nos enamoremos locamente de él. Su imagen es espectacular, más deportiva e imponente que en el FF, con un interior lujoso y a la última tecnológicamente, con buena habitabilidad para cuatro pasajeros y un maletero más que aceptable. Sus 690 CV bajo el pedal derecho y un arsenal tecnológico que nos ayuda a dominarlos ponen la guinda al conjunto. ¿El Ferrari definitivo?

No te lo puedes perder:

¿Un SUV de Ferrari? "Antes me pego un tiro"

El sucesor del Ferrari LaFerrari necesita un salto tecnológico

Ferrari California T 'Handling Speciale': más apetecible que nunca

Vídeo: así será el parque de atracciones Ferrari Land

Vídeo: un Ferrari F40 se lo pasa pipa en una granja

Empiezan las entregas del exclusivo Ferrari F60 América

Lecturas recomendadas