Pasar al contenido principal

Volkswagen VR6: lo especial de esta configuración

Volkswagen motor VR6 China
Versión para China del motor VR6 de Volkswagen.

El motor VR6 se ha ganado un enorme hueco en el corazón de los aficionados a Volkswagen, y esta es su historia.

En el año 1991 nació un motor en el seno de la marca Volkswagen que cambiaría las reglas en los años venideros: el VR6. Este bloque llegó para motorizar a coches tan dispares como el Volkswagen Passat, el Corrado, el Touareg o el mismísimo Golf GTI.

Aunque en la actualidad su uso parecer carecer de sentido a nivel mecánico, coches como el Golf GTI VR6 han devenido en codiciados clásicos con precios a la alza año tras año.

La mecánica del VR6

Volkswagen Golf VR6
Volkswagen Golf VR6.

Volkswagen

La configuración VR6 del bloque motor consiste en una mezcla de motor en V y de motor en línea (Reihenmotor en alemán, y de ahí el nombre VR6). Está concebido para coches de tracción delantera que no pueden instalar un gran motor en V de forma transversal, por lo que Volkswagen recurrió a esta solución.

El ángulo de las dos bancadas de cilindros es de 15º. Un ángulo realmente pequeño, por lo que se simplifica el bloque a nivel mecánico, usando solo una culata, a diferencia de los motores en V. Esto también atañe a los árboles de levas, ya que solo se usan dos en lugar de cuatro.

Estos son algunos de los mejores swaps de motor del mundo

En sus inicios, los primeros VR6 contaron con solo 12 válvulas (seis para cada tres cilindros), y más tarde se actualizó a 24 válvulas (cuatro válvulas por cilindro). El motor inicial de 12 válvulas fue de 2,8 litros atmosférico, y entregaba 174 CV y 240 Nm de par máximo.

Sin embargo, llegaron diferentes versiones hasta la década de los 2000, como la de los Volkswagen Golf VR6, Golf GTI MK.4 y MK.5 R32, que contaron con bloques de entre 2,8 litros y 3,2 litros atmosféricos, con 175 CV en el VW Golf VR6 original y con 250 CV en las versiones posteriores.

La última versión del motor VR6 se montó en el Volkswagen Passat R36, disponible desde 2008 con un bloque FSI de 3,6 litros que alcanzó los 300 CV y 350 Nm de par máximo.

Un futuro incierto para el VR6

Volkswagen Vento VR6
Volkswagen Vento VR6.

Volkswagen

El motor VR6 supuso una gran solución técnica y de potencia en su momento, pero el paso del tiempo lo ha dejado atrás por el avance de los motores de cuatro cilindros turbo actuales, con consumos medios y una potencia superior.

Sin ir más lejos, el nuevo Volkswagen Golf GTI Clubsport MK.8 usa un motor de cuatro cilindros 2.0 TSI turbo que alcanza sin problemas los 300 CV y 400 Nm de par máximo usando un espacio similar, incluso inferior al del motor VR6. Realmente, con el presente actual de unidades de potencia, los motores de seis cilindros tienen cada vez menos cabida entre este tipo de compactos deportivos.

Aún con ello, Volkswagen ya mostró hace algunos años conceptos del Golf GTI con un nuevo motor VR6, y también existen informaciones de planes para combinarlo con un sistema híbrido que podría ser muy apropiado para grandes berlinas.

En cualquier caso, el retorno de este icono no parece cercano, aunque es muy deseado por muchos aficionados. Tanto, que no es raro ver swaps de motor a los modernos Golf GTI o Golf R con este bloque que han llegado a generar más de 500 CV.

Y además

Buscador de coches