Pasar al contenido principal

Volkswagen T-Cross

Nota media

7

Basado en 1 pruebas
Este modelo no dispone de versiones a la venta

¿Qué versión buscas?

Año de lanzamiento: 2018

Generación actual: 2018

El Volkswagen T-Cross es la última incorporación a la nueva gama de vehículos SUV de Volkswagen. Este nuevo T-Cross de Volkswagen se suma a la ofensiva SUV del fabricante alemán, con modelos como el T-Roc, el Tiguan y el Touareg. El fabricante alemán Volkswagen afrontará 2018 con la mayor variedad de todocaminos de su historia.

De esta manera se pretende abarcar varios segmentos y trasladar los valores de la marca a una categoría en alza y que sigue cosechando muy buenas ventas. La versión conceptual del nuevo T-Cross viene de la mano del VW T-Cross Breeze.

El nuevo T-Cross será el vehículo SUV más pequeño de la marca, por debajo incluso del Volkswagen T-Roc, y a la espera de datos oficiales, sus dimensiones podrían ser similares a las del Volkswagen Polo. Ambos modelos emplearán la misma plataforma modular transversal MQB, aunque las similitudes estéticas no serán demasiadas.

El nuevo Volkswagen T-Cross busca la combinación perfecta entre utilidad y polivalencia. El nuevo T-Cross pretende combinar el carácter urbano del Volkswagen Polo con las capacidades todocamino del Volkswagen Tiguan, su hermano mayor. Gracias a una gama de motores del Volkswagen T-Cross cuidadosamente elegida, es bastante probable que se convierta en uno de los coches nuevos más aclamados de este año.

Rivalizará con modelos muy conocidos y que se reparten gran parte de las ventas de este segmento. Entre otros, destacan como rivales del Volkswagen T-Cross vehículos como el Renault Captur, el Opel Mokka o el Peugeot 2008. Todos ellos han demostrado sus buenas intenciones, lo que significa que el nuevo T-Cross tendrá que pelear duro para hacerse un hueco entre ellos.

Lateral Volkswagen T-Cross

Nuevo Volkswagen T-Cross: entre el Polo y el Tiguan

Uno de los principales atractivos de este coche es su imagen exterior. Aunque todavía no existe una presentación oficial del modelo, todo apunta a que combinará lo mejor de dos mundos. Por un lado, el diseño compacto y ágil del Polo; y por otro, la versatilidad y la polivalencia del Tiguan.

En las primeras imágenes que se han filtrado, se puede ver como el diseño del Volkswagen T-Cross apuesta por la robustez y las líneas rectas. El frontal presenta un aspecto muy musculoso, con una enorme parrilla, unas ópticas afiladas y el apoyo de unos grandes faros antiniebla, redondos y con un acabado oscurecido. El colofón al conjunto lo pone el refuerzo inferior del paragolpes.

En el lateral, el diseño del Volkswagen T-Cross se deja llevar por las directrices marcadas por la última generación del Tiguan. La carrocería otorga importancia a la forma de las ventanillas traseras y a las formas de los paneles laterales. Asimismo, presenta unos discretos refuerzos de plástico negro en los pasos de rueda que reafirman el carácter todocamino de este SUV de Volkswagen.

Finalmente, la parte trasera del nuevo T-Cross no se ha dejado ver, aunque se puede esperar una zaga de formas contenidas que otorgue protagonismo al portón de acceso al maletero. Igualmente, es fácil que el diseño del Volkswagen T-Cross incluya detalles de estética offroad, similares a los del resto del coche.

De acuerdo con las tendencias del mercado, estos pequeños SUV de nueva generación suelen contar con muchas opciones de personalización. El Volkswagen T-Cross va a seguir esta tendencia gracias a sus grandes llantas de aleación y a una carrocería que podría elegirse en dos colores diferentes. Sin embargo, aún habrá que esperar a la confirmación de estos datos.

Por su tamaño, este SUV de Volkswagen se coloca inmediatamente por debajo del recién presentado Volkswagen T-Roc, lo que lo convierte en el SUV más compacto de la firma alemana. Sin embargo, todo apunta a que las dimensiones del Volkswagen T-Cross serán más grandes que las del Polo y tengan más que ver con el Volkswagen Golf.

Interior Volkswagen T-Cross

Interior y acabados del Volkswagen T-Cross

Sobre el interior del Volkswagen T-Cross y, ante la ausencia de información de la marca, solo cabe especular. A pesar de todo, si el nuevo T-Cross continúa con las mismas estrategias que el resto de modelos de Volkswagen, podemos esperar un espacio interior bien resuelto y con acabados de calidad.

Las dimensiones del Volkswagen T-Cross invitan a pensar en un espacio suficiente para alojar a cinco adultos, con la comodidad que lo haría un Golf (pensar en el Tiguan sería demasiado optimista). Igualmente, el volúmen del maletero del Volkswagen T-Cross será más que suficiente y no debería tener muchos problemas a la hora de enfrentarse a las alternativas al Volkswagen T-Cross.

En cuanto al nivel de los acabados, Volkswagen nos tiene acostumbrados a gran calidad incluso en las variantes más económicas. Es por eso que el nuevo T-Cross podría seguir la misma línea. Igualmente, también podrían encontrarse elementos personalizables en el interior como, por ejemplo, sus molduras.

Lo último en tecnología

Otro de los puntos fuertes con los que contará este nuevo Volkswagen T-Cross será una gran variedad de equipamiento de la más moderna tecnología. Acostumbrados a que los nuevos modelos apuesten por equipar los sistemas más modernos, Volkswagen hará del nuevo T-Cross un escaparate para su tecnología más avanzada.

Este pequeño SUV de Volkswagen contará con los asistentes a la conducción más avanzados, y estará plagado de sistemas de seguridad activa y pasiva. Aún así, cabe esperar que la totalidad de los equipamientos del Volkswagen T-Cross se reserve a los acabados más altos de la gama.

Trasera Volkswagen T-Cross

Motores del nuevo T-Cross

Aunque todavía no se conoce la gama completa de motores del Volkswagen T-Cross, ya hay varios propulsores anunciados para este modelo y que hemos podido ver en otros automóviles fabricados por el grupo VAG. En primer lugar, la gama de motores gasolina del Volkswagen T-Cross contará con un motor de 1,5 litros y 150 CV. Este propulsor ya se ha podido ver el algunos modelos de Seat.

En cuanto a motores diésel del Volkswagen T-Cross, por su parte, se ofrecerán a partir de un bloque de igual cilindrada que el anterior y que podrá elegirse en versiones de 75 CV y 122 CV.

Como gran novedad, Volkswagen prepara para su nuevo T-Cross una variante híbrida con la que retomar su aventura por el camino de la movilidad sostenible. En el momento de su lanzamiento, este SUV de Volkswagen podría contar con un motor eléctrico de 15 kW. Gracias a esta ayuda eléctrica, ofrecerá varios kilómetros de autonomía eléctrica y opciones que reduzcan los consumos. En el futuro y teniendo en cuenta las últimas evoluciones en este apartado, este motor podría duplicar su autonomía.

Para apoyar al motor eléctrico, el Volkswagen T-Cross híbrido puede ir asociado a algunos de los motores de tres y cuatro cilindros que Seat monta en sus modelos más recientes. Estos motores resultan las opciones perfectas para lograr unos consumos muy conservadores.

Los precios del T-Cross podrían rondar lo mismo que un Polo bien equipado

Dadas las características de este nuevo SUV de Volkswagen y, aunque no existe información oficial, es fácil especular sobre cual será el precio del nuevo T-Cross. Tratándose de un Polo con aspiraciones de todocamino, podría sutuarse en torno a los 14.000 euros en su variante más económica, mientras que los acabados más altos de gama superarían los 25.000 euros.

Aún así, estos precios del Volkswagen T-Cross son una estimación, y dependerán también del motor elegido, el sistema de transmisión y la tracción total (en el caso de que estuviera disponible). En cualquier caso, como en muchos modelos de Volkswagen, el precio del nuevo T-Cross es ligeramente superior al de sus rivales, pero se compensa con la calidad de materiales y acabados.

Versiones

Hemos probado 1 Volkswagen T-Cross

Actualidad

Servicios

Buscador de coches