Pasar al contenido principal

Opinión: ¿tiene sentido realmente un coche como el Audi Q8?

¿Hasta dónde llegará la moda de los SUV?

Audi Q8

En la prueba del Audi Q8, mi compañero David López nos hablaba de cuatro razones para comprarlo y una para pensarlo. Sin duda, el Audi Q8 es un vehículo particular: enorme, con una apuesta clara por la estética y claramente enfocado al asfalto, dejando de lado cualquier capacidad off-road más allá de una carretera ligeramente nevada o cubierta de una fina capa de tierra. ¿Cuál es mi opinión del Audi Q8? ¿Tiene sentido? ¿Vale la pena comprarlo?

Te interesa: el diseño del Audi Q8 se extenderá a otros modelos

Audi ha dado un vuelco a su imagen y tecnología desde el lanzamiento del Audi A8: ¡es tan bestia esta evolución que el Audi Q7 ya parece un coche viejo! Es por lo tanto, a nivel de imagen, donde el nuevo Audi Q8 puede ser clave a la hora de decantarse por él, también a nivel tecnológico en el interior: si el Q7 parece viejo a su lado, no te digo nada algunos de sus rivales directos, como el Maserati Levante o el Mercedes GLE Coupé. Sin duda, su tecnología e imagen moderna son claves para darle un sentido.

 

 

Además, es grande, muy grande, por lo que será perfecto para quienes busquen un SUV premium de gran tamaño: afortunadamente, su estilo coupé no afecta a las dimensiones interiores: la distancia entre ejes es la misma que la del Q7 y la caída de la zaga es más importante a partir del pilar C, por lo que el único que puede sufrir ligeramente es el volumen del maletero. 

El Audi Q8 es un coche grande, una especie de monovolumen del Siglo XXI: un SUV con todas las letras. Puede ser más versátil que un Audi A7, por ejemplo, con un interior idéntico y una imagen verdaderamente potente e imponente. A buen seguro, en asfalto, en curvas, no será tan bueno como un sedán, pero estoy convencido que Audi habrá puesto toda la carne en el asador para que su comportamiento dinámico sea muy bueno, especialmente con el paquete S-Line. 

 

 

El Audi Q8 representa el concepto SUV a la perfección: probablemente no sea mejor en nada que la berlina equivalente pero triunfará. El precio del Audi Q8 será lo único que lo convierta en algo al alcance de pocos, pero por todo lo demás, creo que es un coche muy completo y versátil: estéticamente impecable, muy moderno, amplio y lujoso, con un gran comportamiento dinámico sobre asfalto y con la tracción integral Quattro para sobrevivir en posibles situaciones complicadas esporádicas. ¿Tiene sentido un coche como el Audi Q8? En los tiempos que corren, sí, ¡demasiado ha tardado en llegar!

Lecturas recomendadas